June 21, 2013 / 1:23 PM / 6 years ago

Imputada la cúpula de la Sanidad madrileña que inició privatizaciones

MADRID (Reuters) - Un tribunal admitió el viernes a trámite una querella por fraude y prevaricación contra la cúpula política de la Comunidad de Madrid que inició la privatización de la gestión sanitaria de tres hospitales de la región, según un auto judicial.

Un tribunal admitió el viernes a trámite una querella por fraude y prevaricación contra la cúpula política de la Comunidad de Madrid que inició la privatización de la gestión sanitaria de tres hospitales de la región, según un auto judicial. En la imagen, un trabajador de la sanidad pública apunta a una pancarta contra el nuevo plan de privatizaciones del Gobierno regional en el hospital Infanta Leonor de Madrid el 7 de mayo. REUTERS/Sergio Pérez

La Asociación de Facultativos Especialistas de Madrid (AFEM) presentó la querella a principios de mes para denunciar las presuntas irregularidades cometidas durante el proceso de privatización emprendido en 2003 por el Gobierno regional, en manos del Partido Popular, en los centros de Torrejón de Ardoz, Valdemoro y Rey Juan Carlos.

“Los hechos se resumen en el contexto de la actuación de la Administración Autonómica en la Gestión de la Sanidad Pública, en la que según los querellantes se ha producido dentro de una gran opacidad y falta de información un incremento en el gasto la asistencia sanitaria con medios ajenos a la vez que un progresivo descenso en el gasto en la cartera sanitaria publica”, señala el auto del titular del Juzgado de Instrucción número 4 de Madrid, Marcelino Sexmero.

La querella afecta a la viceconsejera de Asistencia Sanitaria y directora del Servicio Madrileño de Salud, Patricia Flores; al director general de hospitales, Antonio Burgueño; al representante de la Fundación Jiménez Díaz, Juan Antonio Álvaro de la Parra. Además, también están incluidos los exresponsables sanitarios regionales Manuel Lamela y Juan José Güemes y los presidentes o consejeros delegados de las empresas que recibieron adjudicaciones sanitarias, Capio, Unilabs y Asisa.

A principios de año, Güemes dimitió de su puesto en Unilabs, que gestiona los laboratorios de varios hospitales públicos madrileños, al conocerse que la empresa se había beneficiado de la externalización de servicios cuando él dirigía la sanidad madrileña.

Los dirigentes políticos están acusados de los delitos de realización arbitraria del propio derecho, coacciones, delito contra la Hacienda Pública, falsedad documental, prevaricación, cohecho, fraude y malversación de caudales públicos.

El actual consejero de Sanidad madrileño, Javier Fernández-Lasquetty, señaló que se trata solo de “un trámite” y que “el momento en que fueron licitados y sometidos a concurso se hizo con arreglo absolutamente a los principios de la ley”.

“Es una maniobra política más del PSOE y de su sindicato Afem, que no tiene mayor significado”, agregó.

AFEM es una de las organizaciones más activas dentro de la oleada de protestas conocida como marea blanca contra los recortes y la privatización de la gestión sanitaria, que se han extendido en los últimos dos años en todas las comunidades dentro de la política de recortes emprendida por las administraciones para atajar el déficit público.

La Comunidad de Madrid ya ha puesto en marcha el plan para privatizar la gestión de otros seis hospitales públicos, así como de un 10 por ciento de los centros de salud.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below