April 14, 2020 / 10:44 AM / 2 months ago

La "nueva realidad" del coronavirus castiga a una cadena de restaurantes de Pekín

PEKÍN, 14 abr (Reuters) - Lo peor del brote de COVID-19 en China puede haber pasado, pero una cadena de restaurantes con sede en Pekín está luchando con una “nueva realidad”: menos clientes, menor aforo, menos horas, recortes de sueldo y problemas de flujo de caja y de propietarios.

Clientes con mascarillas son vistos en un restaurante de Moka Bros en Pekín, China, el 10 de abril de 2020. REUTERS/Martin Pollard

La primavera suele ser una temporada fuerte para la cadena Moka Bros, pero la facturación diaria ha bajado alrededor de un 60% con respecto al año pasado, dice Alex Molina, quien con dos socios inició el Grupo Mosto hace 12 años y que hoy cuenta con 14 puntos de venta.

Varios establecimientos podrían cerrar definitivamente y para finales de año las pérdidas podrían alcanzar alrededor del millón de dólares, dijo Molina a Reuters en una entrevista durante un almuerzo en una mañana soleada en la tienda insignia de la cadena, situada en el moderno barrio de Sanlitun.

“Ha sido un poco traumático y los días pasan y la situación está volviendo a un cierto nivel de una nueva normalidad”, dice Molina, un colombiano que también es director creativo del Grupo Mosto, que incluye a Moka y a otras tres marcas.

“Pero han sido los tres meses más largos de mi vida”, dice, mientras un goteo constante de clientes mantiene las mascarillas puestas hasta que llegan la comida y las bebidas.

El restaurante normalmente tiene capacidad para 60 o 70 comensales, pero las normas de distanciamiento social ahora lo limitan a 30. Si vienen más clientes, se les dice que esperen, pero esto significa que algunos simplemente se van, dijo el personal.

Con pocos turistas —todos los que llegan a Pekín deben pasar por una cuarentena de 14 días y los extranjeros tienen prohibido entrar en China— “vivimos de nuestros clientes habituales”, dijo Molina.

La plantilla ascendió llegó a sumar unos 200 empleados, pero varias decenas han sido despedidos ya. Las horas de apertura se han reducido a un turno por día, los salarios se han aplazado y la dirección se ha aplicado un recorte salarial del 50%.

    Algunos propietarios están ofreciendo descuentos, pero con otros las negociaciones están en curso. Las opciones que están sobre la mesa incluyen compartir beneficios e ingresos como alternativa al alquiler.

    No obstante, Moka Bros ha tratado de ser creativa, especialmente con la comercialización y entrega online, por ejemplo añadiendo descuentos temporales y notas “personales y escritas a mano” a los clientes.

    “Será una nueva realidad en la que necesitaremos reinventarnos y encontrar una manera. Llevará más tiempo, pero seguro que encontraremos la manera. A la gente le encanta ir a los restaurantes”, dice Molina.

Información de Martin Quin Pollard; editado por Tony Munroe y Michael Perry; traducido por Andrea Ariet en Gdansk

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below