for-phone-onlyfor-tablet-portrait-upfor-tablet-landscape-upfor-desktop-upfor-wide-desktop-up
Noticias Principales

España establece pautas de regreso al trabajo a medida que la tasa de mortalidad por coronavirus se ralentiza

MADRID, 11 abr (Reuters) - El gobierno de España estableció el sábado las directrices para las personas que regresen al trabajo conforme a una flexibilización de las medidas de confinamiento, mientras que el país registró su menor incremento de muertes en un día por coronavirus desde el 23 de marzo.

Una mascarilla cuelga de la puerta de la Basílica de La Macarena, donde la gente hace ofrendas florales después de que la procesión fuera cancelada debido al brote de la enfermedad coronavirus (COVID-19), en la capital andaluza de Sevilla, España, el 10 de abril de 2020. REUTERS/Marcelo del Pozo

La mayoría de los españoles han sido confinados a sus casas desde mediados de marzo, y sólo los negocios en sectores considerados estratégicamente importantes se les ha permitido operar con normalidad.

Sin embargo, a partir del lunes, se permitirá a los trabajadores de sectores como la construcción y la industria reanudar su actividad, permitiendo a miles de personas volver a trabajar.

Según las directrices establecidas por el gobierno, las empresas deben proporcionar el equipo de protección adecuado y asegurarse de que los empleados tienen espacio para estar al menos a dos metros de distancia.

En medio de las preocupaciones de que puede ser demasiado pronto para empezar a desmontar las medidas de confinamiento, el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, trató de minimizar el cambio en las normas.

“Seguimos en la fase de confinamiento... No hemos iniciado ninguna desescalada”, dijo en una conferencia de prensa conjunta con el ministro de Sanidad, Salvador Illa.

Las fuerzas de seguridad distribuirán 10 millones de mascarillas en los centros de transporte público en los próximos días, dijo Marlaska, añadiendo que su uso era recomendado pero no obligatorio.

Sin embargo, algunos políticos criticaron al gobierno por no proporcionar detalles de sus planes.

“Ni la Comunidad de Madrid ni ninguna autoridad del transporte en el resto de España tenemos información sobre el reparto de mascarillas anunciado por el ministro de Sanidad en el transporte público”, escribió en un tuit el consejero de Transportes de Madrid, Ángel Garrido.

Slideshow ( 2 images )

EL NÚMERO DE MUERTES DISMINUYE

El número de muertos por coronavirus en España se elevó el sábado a 16.353 desde los 15.843 del día anterior, lo que supone un incremento del 3,22%, según los últimos datos del Ministerio de Sanidad.

Un total de 510 personas murieron a causa de la enfermedad en la última jornada, por debajo de las 605 notificadas el día anterior. El porcentaje de incremento siguió desacelerándose el sábado tras la ralentización del viernes con respecto al día anterior (+3,97%).

Por su parte, el número total de casos registrados ascendió el sábado a 161.852, frente a los 157.022 del viernes, una cifra un 3,08% más alta, lo cual supone una tasa ligeramente por encima al incremento del 3% del viernes.

La desaceleración es una señal alentadora para el país, que ha sufrido el tercer mayor número de víctimas por el virus después de Italia y Estados Unidos.

A principios de abril, el número de muertes alcanzó los 950 en un día, desbordando al servicio nacional de salud y obligando a las autoridades regionales a establecer morgues temporales en pistas de hielo y en edificios públicos en desuso.

Los profesionales de la salud del país se han visto especialmente afectados.

La directora adjunta del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES), María José Sierra, dijo que hasta ahora se han infectado unos 25.000 trabajadores sanitarios, lo que representa alrededor del 15% de todos los casos confirmados.

El personal médico del hospital Severo Ochoa de la Comunidad de Madrid contuvo las lágrimas y aplaudió en un improvisado velorio por un enfermero de 57 años que murió después de infectarse con el virus, según mostraron las imágenes de Reuters Television.

Las medidas de aislamiento han causado una interrupción en las tradicionales celebraciones de Semana Santa, obligando al clero y a los fieles a idear formas creativas de participación.

En la ciudad de Villar del Arzobispo, cerca de Valencia, el cura Raúl García celebró una misa con fotografías de sus feligreses colocadas en los bancos, y los invitó a ver el servicio en línea desde su casa.

“Es una forma de no estar solo en la iglesia y que la gente sienta que me está acompañando”, dijo a Reuters Television.

Información de Raul Cadenas, Julien Hennequin, Graham Keeley, Nacho Doce, Belén Carreño y Miguel Gutierrez; escrito por Nathan Allen; editado por Andrei Khalip, Helen Popper y Hugh Lawson; editado en español por Andrea Ariet

for-phone-onlyfor-tablet-portrait-upfor-tablet-landscape-upfor-desktop-upfor-wide-desktop-up