February 18, 2020 / 6:13 PM / 5 months ago

La UE critica la postura de EEUU para la fiscalidad de las grandes tecnológicas

Fotografía de archivo de Paolo Gentiloni, comisario de Economía de la UE, en el Salone Papale de Asís, Italia, el 12 de mayo de 2018. REUTERS/Yara Nardi

BRUSELAS, 18 feb (Reuters) - Una reforma internacional de la fiscalidad de los ingresos digitales de las empresas es poco probable si Estados Unidos mantiene un plan de “puerto seguro” que permita a las compañías elegir su tributación, dijo el martes el comisario de Economía de la UE y competente en asuntos fiscales del bloque, Paolo Gentiloni. Las obsoletas normas fiscales transfronterizas están a punto de reescribirse en el marco de un compromiso conjunto de 137 estados para reformar un sistema que ha sido tensionado hasta casi la ruptura por compañías como Amazon, Facebook y Google, que han contabilizado beneficios en países de baja tributación como Irlanda, independientemente de dónde se encuentran sus clientes.

Un acuerdo global es crucial para evitar guerras comerciales y múltiples gravámenes nacionales a los ingresos digitales, pero es complicado por las posiciones encontradas de las partes.

Estados Unidos ha aceptado en principio la reforma, pero ha propuesto conceder a las empresas multinacionales la opción de ser gravadas con las normas existentes o con futuros acuerdos que se están negociando en el seno de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), un organismo mundial responsable de los estándares fiscales.

La propuesta estadounidense “hará de hecho muy improbable una solución global”, dijo Gentiloni el martes ante los diputados del Parlamento Europeo en Bruselas.

Sin embargo, el político italiano añadió que aún confiaba en alcanzar un acuerdo provisional en julio, hacia el que se podría avanzar en las conversaciones que los ministros de Finanzas del G20 mantendrán en Riad, la capital de Arabia Saudí, del 20 al 23 de febrero.

Gentiloni reiteró que si no se llegaba a un compromiso a nivel mundial para finales de año, la Comisión Europea, el brazo ejecutivo de la UE, propondría cambios a nivel del bloque.

Sin embargo, en los últimos años han fracasado los intentos de diseñar una normativa fiscal paneuropea por la oposición de Irlanda y de otros países con baja tributación de sociedades.

Este martes, el Gobierno español aprobó la popularmente conocida como “tasa Google”, un impuesto destinado a gravar los ingresos de las grandes empresas tecnológicas internacionales, pero dijo que la recaudación prevista, unos 968 millones de euros, no se produciría hasta finales de año, para dar tiempo a que las negociaciones internacionales lleguen a buen puerto.

Información de Francesco Guarascio, editado en inglés por Ed Osmond, editado en español por Jose Elías Rodríguez

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below