June 8, 2014 / 12:37 PM / 6 years ago

Una cadena humana une País Vasco y Navarra por el derecho a decidir

Una cadena humana integrada por decenas de miles de personas unió el domingo las manos a lo largo de los 123 kilómetros que separan la localidad vizcaína de Durango y Pamplona, la capital navarra, para reivindicar el derecho a decidir del País Vasco. En la imagen, participantes en la cadena humana unen las manos en el paso montañoso de Kanpazar el 8 de junio de 2014. REUTERS/Vincent West

BILBAO (Reuters) - Una cadena humana integrada por decenas de miles de personas unió el domingo las manos a lo largo de los 123 kilómetros que separan la localidad vizcaína de Durango y Pamplona, la capital navarra, para reivindicar el derecho a decidir del País Vasco.

Al estilo de la iniciativa independentistas llevada a cabo en Cataluña en septiembre del año pasado, unas 100.000 personas según sus organizadores -la plataforma ciudadana “Gure esku dago” (Está en nuestra mano)-, se inscribieron en la cadena comprando un metro simbólico del recorrido.

Los participantes fueron acudiendo por la mañana a los lugares asignados y entre las doce y las doce y media unieron sus manos, algunos con pañuelos, en medio un ambiente entre festivo y reivindicativo y con multitud de ikurriñas o banderas vascas a la vista.

La celebración de la cadena humana se produce diez días después de que el Parlamento vasco aprobara con los votos de los parlamentarios del Partido Nacionalista Vasco y el partido independentista Bildu una moción a favor del derecho de autodeterminación del País Vasco.

Un helicóptero contratado por la organización fue captando las imágenes de la cadena humana durante su desarrollo, que fue retransmitido en directo a través de internet por la televisión vasca y en varios medios digitales.

Bajo el lema “Somos una nación, tenemos derecho a decidir, es la hora de los ciudadanos y ciudadanas”, el objetivo de los organizadores es, además de reivindicar el derecho a decidir, el de “crear un movimiento civil que fuerce a los partidos a abrir un vía vasca para la autodeterminación”.

El delegado del Gobierno en el País Vasco, Carlos Urquijo, advirtió el sábado que cualquier reclamación que tuviera que ver con la independencia estaba abocada al fracaso, y recordó que la Constitución española se fundamentaba “en la indisoluble unidad de la nación española”.

La tensión política en el País Vasco se ha reducido significativamente desde que ETA declaró en 2011 el fin de su lucha armada por un País Vasco independiente, después de décadas de violencia en el que murieron más de 850 personas.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below