16 de diciembre de 2012 / 12:42 / en 5 años

El Corinthians se impone al Chelsea en la final del Mundialito

YOKOHAMA, Japón (Reuters) - Un gol de Paolo Guerrero en el minuto 69 de la final del Mundial de Clubes, dio el título al Corinthians brasileño, que superó al Chelsea londinense por 1-0 el domingo.

Un gol de Paolo Guerrero en el minuto 69 de la final del Mundial de Clubes, dio el título al Corinthians brasileño, que superó al Chelsea londinense por 1-0 el domingo. En la imagen, Paolo Guerrero celebra el gol de la victoria en la final del Mundialito. REUTERS/Yuya Shino

El Chelsea, que llegaba a Japón con la presión de ser el primer campeón vigente de Europa en ser eliminado en la fase de grupos de la Liga de Campeones, desperdició una serie de ocasiones para llevarse la final.

“Es una sensación increíble”, declaró Guerrero a la prensa después de que su gol llevara la locura a la grada en la que había más de 15.000 seguidores llegados desde Brasil de un total de 68.000 espectadores.

“Ganar frente a tantos seguidores del Corinthians que han recorrido este largo camino es tremendo, increíble”.

Gary Cahill, expulsado en el último minuto, Fernando Torres y Victor Moses no lograron superar al portero del Corinthians, Cassio, que realizó grandes intervenciones en un partido ampliamente dominado por el equipo inglés.

El Corinthians, que ganó su primer Mundial de Clubes en el año 2000, dejó helado al Chelsea cuando el delantero peruano Guerrero un anotó con un cabezazo a bocajarro después de que un disparo de Danilo saliera rechazado al impactar en la bota de Cahill.

“Nos vamos con una mala sensación por haber creado suficientes oportunidades para al menos empatar el partido”, dijo el capitán del Chelsea, Frank Lampard.

“Es una gran decepción venir hasta aquí y no ganar”.

“Sabíamos que sería un partido duro y lo que ellos harían”, añadió Lampard después de reaparecer tras una lesión.

“Ahora tenemos que regresar y ganar una serie de partidos para mantenernos con opciones en la liga y pelear en todas las competiciones. Tenemos que hacerlo”.

Los equipos europeos habían ganado las últimas cinco ediciones del campeonato y el propio entrenador del Chelsea, Rafa Benítez, había logrado el título en 2010 con el Inter de Milán, aunque también perdió la final con el Liverpool en 2005.

El nombramiento del técnico español no contó con el apoyo de una parte de la afición después del cese de Roberto Di Matteo el mes pasado y ahora afronta un regreso hostil tras el fracaso del equipo en Japón.

/Por Alastair Himmer/

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below