for-phone-onlyfor-tablet-portrait-upfor-tablet-landscape-upfor-desktop-upfor-wide-desktop-up
Noticias de Negocios

El Banco de Japón entra en modo de espera y eleva previsiones ante menores riesgos mundiales

FOTO DE ARCHIVO: Un guardia de seguridad pasa por delante de la sede del Banco de Japón en Tokio, Japón, el 23 de enero de 2019. REUTERS/Issei Kato/Foto de archivo

TOKIO, 21 ene (Reuters) - El Banco de Japón mantuvo el martes sin cambios su política monetaria y elevó sus previsiones de crecimiento económico, en un contexto de menor presión para aumentar las medidas de estímulo como consecuencia del paquete de medidas del Gobierno y un menor pesimismo sobre el panorama económico mundial.

La institución también señaló un optimismo cauteloso sobre la economía mundial después de que Estados Unidos y China acordaran un acuerdo preliminar para desactivar su agria guerra comercial, afirmando que los riesgos que amenazan las perspectivas han “disminuido un poco”.

Tal y como se esperaba, el Banco de Japón mantuvo su objetivo de tipos de interés a corto plazo en el -0,1% y el compromiso de orientar la rentabilidad de la deuda pública a 10 años en torno al 0%.

También mantuvo la perspectiva de mantener los tipos en los bajos niveles actuales, o incluso bajarlos, hasta que se reduzcan los riesgos que le impiden alcanzar su objetivo de inflación del 2%.

“Dado que el yen se ha estabilizado y que otros grandes bancos centrales están haciendo una pausa en sus políticas, no hay razón para que el Banco de Japón tome medidas por el momento”, dijo Toru Suehiro, economista de mercados de Mizuho Securities.

El Banco de Japón se concentra en los tipos de interés para orientar su política monetaria bajo un esquema denominado control de la curva de rendimientos. También continúa comprando grandes cantidades de bonos públicos y activos de riesgo en un esfuerzo por impulsar la inflación hasta su esquivo objetivo.

En una revisión trimestral de sus previsiones, el Banco de Japón revisó al alza su proyección de crecimiento para el año fiscal que comienza en abril, desde el 0,7% que preveía en octubre hasta el 0,9%, gracias al impulso del paquete de estímulo fiscal del Ejecutivo.

El Banco Central también mejoró su estimación de crecimiento para el año fiscal 2021, pero mantuvo en gran medida sus previsiones de precios que muestran que la inflación no alcanzará su objetivo del 2% hasta principios de 2022.

“Es probable que la economía de Japón continúe expandiéndose moderadamente como tendencia”, ya que el impacto de la ralentización del crecimiento global sobre la demanda interna será limitado, dijo el Banco de Japón en el informe trimestral.

Información de Leika Kihara y Daniel Leussink, información adicional de Tetsushi Kajimoto, Kaori Kaneko, David Dolan y Hiroko Hamada; traducido por Tomás Cobos

Nuestros Estándares: Los principios Thomson Reuters.

for-phone-onlyfor-tablet-portrait-upfor-tablet-landscape-upfor-desktop-upfor-wide-desktop-up