February 27, 2018 / 2:48 PM / 10 months ago

El BCE podría poner fin a la compra de bonos este año - Weidmann

FRÁNCFORT, 27 feb (Reuters) - El Banco Central Europeo podría poner fin a las compras de bonos este año, mientras que una subida de los tipos de interés en 2019 no es tan irreal si continúa la mejora económica de la zona euro, dijo el martes Jens Weidmann, presidente del Bundesbank.

Weidmann, históricamente crítico con el generoso plan de compra de bonos del BCE, argumentó que un crecimiento rápido y generalizado debería garantizar que la inflación vuelva a su objetivo para que el banco pueda dar un paso más en el largo camino hacia la eliminación de los estímulos no convencionales.

La economía de la zona euro se encuentra en su mejor momento en una década debido en gran parte a los esfuerzos del BCE para mantener las condiciones de financiación en mínimos históricos para estimular los préstamos, el gasto y la inversión, todo con la esperanza de generar inflación.

De hecho, datos publicados el martes muestran un crecimiento tanto de los préstamos corporativos como de los hogares a su mayor nivel desde el fin de la crisis, lo que sugiere que los esfuerzos del BCE están dando sus frutos, aunque sean más lentos de lo esperado.

“Si la tendencia al alza continúa y los precios suben en consonancia, en mi opinión, no hay razón por la que el Consejo de Gobierno no deba poner fin a la compra neta de activos este año”, dijo Weidmann, que se prevé que sea el candidato de Alemania para suceder a Mario Draghi cuando el mandato del presidente del BCE finalice a finales del próximo año.

“Creo que es importante reducir de forma gradual y fiable el grado de relajación de la política monetaria cuando la perspectiva de los precios en la zona del euro nos permita hacerlo”, dijo.

Los inversores ahora esperan que el BCE ponga fin a su programa de compra de bonos por 2,55 billones antes del cierre del año, convencidos de que la inflación seguirá aumentando, aunque solo sea lentamente.

Los analistas esperan que el tipo de depósito del banco, en el -0,4 por ciento, suba por primera vez a mediados del próximo año y llegue a cero a finales de año.

Reiterando comentarios previos, Weidmann dijo que las expectativas del mercado para una subida el próximo año “no eran del todo irreales”.

Aún así, el crecimiento de los préstamos corporativos de un 3,4 por ciento, la tasa más alta desde mediados de 2009, es menos de la mitad de su nivel previo a la crisis, lo que sugiere que la recuperación de la zona euro tiene aún más margen, sobre todo teniendo en cuenta el mercado laboral.

“Una cosa me parece clara: la normalización monetaria en la zona euro llevará mucho tiempo”, añadió Weidmann. “La política monetaria seguirá siendo muy expansiva incluso después del final de las compras netas de bonos”.

Incluso aunque el crecimiento parece sólido, la inflación, el indicador clave para el BCE, sigue débil. Datos del martes mostraron que el crecimiento de los precios en Alemania se quedó por debajo de las expectativas en febrero, situándose en un mínimo de 15 meses.

Aunque el BCE ha expresado su preocupación por la volatilidad del euro frente al dólar y su posible impacto negativo en la inflación, Weidmann señaló que el efecto de los movimientos del tipo de cambio en la inflación parecía haber disminuido en los últimos años. (Información de Balazs Koranyi y Frank Siebelt; Editado por Raissa Kasolowsky y John Stonestreet Traducido por Blanca Rodríguez)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below