5 de octubre de 2017 / 13:04 / hace 3 meses

Las eléctricas en Reino Unido no tienen luz sobre planes para limitar precios

Por Nina Chestney

LONDRES, 5 oct (Reuters) - Un plan del gobierno británico para fijar un techo en los precios de la energía ha causado un perjuicio de varios cientos de millones de libras en la cotización de los principales proveedores de Reino Unido, aunque faltan detalles sobre el mismo y persisten las dudas sobre su implementación.

La primera ministra Theresa May, dijo el miércoles que impondría un techo en las denominadas tarifas variables estándar (SVT, por sus siglas en inglés), que son las tarifas básicas que cobran los suministradores cuando un cliente no opta por un plan de pago específico para el gas y la electricidad.

Según la propuesta del Ejecutivo británico, el regulador del mercado energético Ofgem fijaría el nuevo techo que tendría un carácter temporal y se mantendría bajo revisión.

En julio, Ofgem dijo que estudiaría una tarifa para proteger a los clientes más vulnerables, pero no llegó a comprometerse a fijar límites en el precio.

El anuncio de May hundió en la víspera las acciones de Centrica, la compañía propietaria de British Gas, a un mínimo de 14 años en la bolsa londinense, mientras que SSE , el segundo mayor proveedor británico, se dejó un 3 por ciento.

La cotización se ha recuperado ligeramente y el mercado interpreta la reacción de ayer como un efecto reflejo a una intervención del gobierno en el mercado energético.

Sin embargo, persisten las dudas sobre la implementación del plan tras pedir Centrica y rivales como la filial de Iberdrola, Scottish Power, la eliminación de las SVT. Los interrogantes sobre el futuro político de May no hacen más que añadir incertidumbre.

El jefe de Centrica dijo que el sector se vería obligado a trabajar más para conseguir nuevos clientes.

“Estamos de acuerdo en que el mercado necesita más cambios estructurales”, dijo a BBC Radio.

”(Pero) no apoyamos los techos de precios. Hay pruebas claras de no funcionan en Nueva Zelanda, España, California u Ontario. Tienen a limitar la elección, reducir la competencia y los precios tienen a situarse cerca del techo.

Las factura energética en Reino Unido se ha duplicado en la última década hasta una media de alrededor de 1.200 libras (1.500 dólares) al año, poniendo en el punto de mira de los políticos a los principales suministradores del país.

El mercado energético británico está dominado por seis grandes proveedores -- British Gas (Centrica), SSE SSE.L, Scottish Power (de Iberdrola IBE.MC) npower (Innogy IGY.DE, E.ON EONGn.DE) y EDF Energy EDF.PA-- que representan el 85 por ciento del mercado de electricidad minorista británico.

Por la falta de detalles sobre el plan, es difícil predecir su impacto en los beneficios de la energéticas porque este dependerá del recorte en los precios y de la duración de los mismos.

“No sabemos cómo se introducirá, que mercado cubrirá o cómo será la legislación”, dijo Ahmed Farman, analista de renta variable en el banco de inversión Jefferies. (Traducción de Jose Elías Rodríguez)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below