20 de septiembre de 2015 / 16:33 / hace 2 años

Sondeos a pie de urna dan ligera ventaja de Syriza en elecciones griegas

* Votantes cansados tras años caóticos

* Competencia es muy estrecha entre izquierda y conservadores

* Ganador deberá lidiar crisis económica y migratoria

* Datos colegios electorales dan cuenta de baja participación

Por Michele Kambas y John Stonestreet

ATENAS, 20 sep (Reuters) - El ex primer ministro griego Alexis Tsipras realizó el domingo una última petición a unos cansados votantes para que lo vuelvan a elegir como líder del país, en una votación muy reñida y tras un año tumultuoso en el que tuvo que ceder a las exigencias de austeridad para mantener a flote al país.

Quien resulte ganador en la votación del domingo tendrá que supervisar las reformas económicas exigidas bajo el rescate que Tsipras debió aceptar en agosto con los acreedores de Atenas.

Eso además de lidiar con la creciente crisis de refugiados que buscan entrar a Europa huyendo de la guerra y el hambre en sus países.

Tanto Tsipras, líder del partido de izquierda Syriza, y su rival conservador, Vangelis Meimarakis, de Nueva Democracia, pidieron a los griegos a participar de forma masiva en unas elecciones que, según los sondeos, son demasiado ajustadas como para hacer pronósticos.

Una encuesta combinada de cinco cadenas de televisión indicó al término de la votación que Syriza obtendría entre un 34 y un 30 por ciento del voto, mientras que Nueva Democracia tendría entre 32,5 y 28,5 por ciento.

Sonriendo tras depositar su voto en un colegio en un barrio residencial de Atenas, Tsipras llamó a los ciudadanos a marcar una nueva era y “entregar un mandato para un Gobierno fuerte, con un horizonte de cuatro años, que es lo que este país necesita”.

Es la tercera vez que los griegos van a las urnas este año, tras una elección que llevó a Tsipras y Syriza al poder y de un referendo en el cual los votantes le dieron su respaldo para rechazar los términos de un rescate, sólo para terminar teniendo que aceptarlo posteriormente.

Asimismo, son las quinta elecciones general en seis años.

“Lo que estamos esperando es al menos inútil (político) que haga el menor daño a Grecia”, dijo Yannis, de 77 años de edad, en las afueras de un colegio electoral en Atenas.

Los primeros sondeos a pie de urna parecen confirmar que ninguno obtendrá en torno al 38 por ciento de los votos, umbral considerado necesario para una clara mayoría en un parlamento compuesto de 300 escaños.

Eso significa que quien consiga la mayoría de votos -logrando con ello una bonificación de 50 asientos- necesitará formar una coalición, con uno o dos del resto de principales partidos, el centrista To Potami y el socialista PASOK.

Los líderes de estos últimos recalcaron la necesidad de colaboración y de un Gobierno estable.

Tsipras ha descartado cooperar con Nueva Democracia y Meimarakis afirma que él no se va a unir a una coalición en la que Tsipras tenga un rol destacado.

Amanecer Dorado, partido de extrema derecha cuyos líderes fueron acusados de integrar una organización criminal, podría quedar en tercer lugar. Tal resultado podría jugar en contra de una coalición de los dos grandes grupos, porque convertiría a Amanecer Dorado en la oposición oficial, algo que todos los partidos principales quieren evitar.

La participación del domingo parecía más baja que en elecciones anteriores. (Información adicional de Paul Hanna, Renee Maltezou y Gina Kalovryna en Atenas, Agnieszka Flak en Milán y Ece Toksabay en Ankara; Escrito por John Stonestreet; traducido por Redacción de Madrid; editado por Janisse Huambachano y Jose Elías Rodríguez)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below