19 de mayo de 2015 / 14:28 / hace 3 años

ACTUALIZA 1-El mayor ritmo de impresión de dinero del BCE emociona a inversores

(Añade detalles)

Por Balazs Koranyi y Jan Strupczewski

FRÁNCFORT/BRUSELAS, 19 may (Reuters) - El Banco Central Europeo (BCE) acelerará el ritmo de impresión de dinero para comprar deuda pública en los próximos dos meses, dijo uno de sus máximos dirigentes, que también expresó preocupación por los últimos vaivenes de los mercados de bonos.

Las declaraciones de Benoit Coeure, que inicialmente fueron realizadas en privado el lunes en una conferencia a la que asistió uno de los mayores gestores de fondos británicos, Alan Howard, algunos de sus compañeros y académicos, sacudió a los mercados financieros el martes.

Anticipando otra inyección de euros en el mercado, la moneda única se desplomó cuando el BCE divulgó las declaraciones del miembro del consejo de gobierno, llevando a las bolsas europeas a máximos multianuales.

Coeure dijo que la velocidad del reciente repunte en la rentabilidad de los bonos era preocupante y que el BCE incrementaría “moderadamente” la compra de deuda pública en mayo y junio para no caer por debajo de su objetivo de compra mensual. No obstante dijo que las dos cosas no estaban vinculadas.

Otros banqueros centrales salieron en apoyo del programa del BCE para comprar 60.000 millones de euros al mes fundamentalmente de deuda pública, conocido como alivio cuantitativo.

“El Eurosistema está preparado para ir más allá si es necesario”, dijo Christian Noyer, que también es gobernador del Banco de Francia y consejero del BCE, en una conferencia en París.

La reacción del mercado, que llevó al euro por debajo de 1,12 dólares y redujo la rentabilidad de la deuda pública, ilustra lo crítico que es la impresión de dinero para la confianza.

Un portavoz del BCE dijo que la intención inicial era publicar el discurso de Coeure de forma inmediata pero que un error lo retrasó hasta el martes por la mañana.

NUBE NEGRA

La impresión de dinero ya está ayudando a impulsar los préstamos bancarios y a elevar la inflación, aunque ambas siguen en niveles bajos.

Los datos publicados el martes mostraron que los precios en la zona euro se mantuvieron planos en términos interanuales en abril, acabando con cuatro meses de caídas.

Los precios al consumo en los 19 países que comparten el euro subieron un 0,2 por ciento intermensual, mientras que la inflación subyacente que excluye la energía y los alimentos no procesados, subió un 0,2 por ciento en abril, y un 0,7 por ciento en términos interanuales.

No obstante, la zona euro, sacudida por una crisis de deuda y una bancaria, continúa siendo frágil.

La confianza entre los analistas e inversores alemanes del índice ZEW se deterioró mucho más de lo previsto en mayo, con el telón de fondo de inquietud en los mercados financieros, lo que ha alterado las expectativas sobre la mayor economía de Europa.

Pero también hay señales de esperanza de que una de las mayores nubes que se ciernen sobre el bloque, Grecia, esté a punto de despejarse.

El ministro de Trabajo griego dijo que Atenas pronto alcanzaría un acuerdo con sus acreedores para desbloquear más préstamos al país al borde de la quiebra. (Traducido por; Edición de Emma Pinedo)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below