21 de abril de 2013 / 11:19 / hace 5 años

EEUU me avisó que fuera a España, dice ex empleado HSBC Falciani

MADRID, 21 abr (Reuters) - Estados Unidos aconsejó al ex trabajador del HSBC al que Suiza acusa de robar los datos de decenas de miles de cuentas bancarias que fuera a España para evitara la extradición, dijo Hervé Falciani en una entrevista con el diario El País.

Los datos proporcionados por Falciani causaron furor en 2010 cuando acabaron en manos de las autoridades fiscales en España, Francia, Italia y otros países, que los han utilizado para intentar recuperar miles de millones de euros en impuestos.

Estados Unidos ayudó al francoitaliano Falciani a organizar un viaje en barco desde una localidad francesa próxima a Italia hasta Barcelona, e incluso hicieron coincidir su viaje con el turno de guardia de un juez favorable, dijo al diario.

“Estados Unidos me había avisado poco antes de que sería fácil que alguien pagara para que intentaran matarme”, dijo Falciani. “Me dijeron que el único sitio seguro en Europa sería España (...) creían que sería poco probable que España aprobara mi extradición a Suiza”.

El proceso legal ayudaría a ganar tiempo colaborando con las autoridades fiscales de EEUU mientras se encuentra a salvo en una prisión española, agregó.

La embajada estadounidense en España no estuvo disponible inmediatamente para hacer comentarios. Las autoridades de EEUU están investigando la actuación de los bancos internacionales después de un caso de evasión de impuestos en 2009 centrado en UBS.

En 2010, Francia envió una lista de nombres procedente de los datos de Falciani, lo que permitió a Hacienda recuperar 260 millones de euros de importantes empresarios, incluido el presidente del Santander Emilio Botín.

Suiza ha pedido su extradición, acusándole de obtención ilícita de datos, romper el secreto bancario y espionaje industrial, entre otros delitos.

Este lunes, Falciani, que permaneció en prisión provisional hasta diciembre de 2012, compareció en la Audiencia Nacional española en la vista por su extradición, en la que alegó que reveló secretos para luchar contra la corrupción . La fiscalía no pedirá que sea entregado a Suiza en vista de su colaboración con las autoridades fiscales.

MAYOR ESCRUTINIO

El sector bancario suizo mueve dos billones de dólares amparado en estrictas leyes de secreto bancario, pero se ha visto cada vez más vigilado tras el estallido de la crisis en 2008, a medida que los gobiernos intenta conseguir ampliar sus bases impositivas y recaudar más impuestos.

HSBC no ha querido hacer declaraciones sobre el caso. El banco dijo que la compañía no tiene ningún registro de que Falciani expresase sus dudas a ningún supervisor. El francoitaliano trabajó en tecnología de informática en la entidad donde recopiló los datos entre 2006 y 2008.

Falciani dijo en la entrevista que no recibió dinero por entregar los datos y que sólo estaba interesado en ayudar a las autoridades. Los datos están encriptados, de modo que sólo se puede acceder a ellos con su ayuda.

“Lo hice por mi propia seguridad”, agrega. (Información de Sonya Dowsett, traducido por Andrés González)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below