April 22, 2018 / 12:58 PM / 5 months ago

Exorcismo por teléfono móvil o cómo vencer al diablo en el siglo XXI

ROMA (Reuters) - Alrededor de 200 aspirantes a exorcista se reunieron la semana pasada para un curso de una semana de duración sobre la expulsión de demonios, incluso por teléfono móvil si es necesario, en medio de una mayor demanda del servicio entre los católicos romanos.

En la imagen, el cardenal Ernest Simoni a la salida de un curso para aspirantes a exorcista en Roma, Italia, el 16 de abril de 2018. REUTERS/Tony Gentile

Los participantes, muchos de ellos sacerdotes, asistirán a conferencias y charlas sobre diversos temas, entre los que se incluyen brujería africana, cómo diferenciar entre posesión demoníaca y enfermedad mental, y una guía paso a paso para expulsar demonios.

El cardenal Ernest Simoni de Albania despertó un gran interés en la primera sesión al mencionar el uso de teléfonos móviles en exorcismos.

“Me llaman y hablamos y así es como lo hago”, dijo Simoni, de 89 años, a Reuters después de su ponencia, explicando que lee las oraciones de exorcismo en latín por teléfono, tal como lo haría si realizara el extenso rito en persona.

Aunque no hay cifras oficiales disponibles, autoridades de la Iglesia Católica dicen que la cantidad de posesiones demoníacas está en aumento.

“El número de exorcismos definitivamente ha aumentado a lo largo de los años, ya que las peticiones para llevar a cabo exorcismos ha aumentado” dijo el profesor Giuseppe Ferrari, organizador del “Curso sobre Exorcismo y Oración de Liberación”, aprobado por el Vaticano y celebrado en el Ateneo Pontificio Regina Apostolorum de Roma.

“Este curso es útil porque prepara a los sacerdotes que llevan a cabo exorcismos para tener una visión completa, una visión multidisciplinar de la situación”, agregó.

El padre Benigno Palilla, un exorcista de la diócesis de Palermo, dijo a Radio Vaticano en febrero que había realizado unos 50 exorcismos en los últimos dos años y medio.

“AYUDANTES DE EXORCISTAS”

Además de exorcistas con licencia, también participan en el curso teólogos, psicólogos, médicos, criminólogos e historiadores de la Iglesia.

Con un guiño al escritor estadounidense de suspense Dan Brown, cuyas novelas como “Ángeles y Demonios” a menudo conciernen a la Iglesia Católica, una conferencia se titula “Ángeles y Demonios en las Sagradas Escrituras y las Enseñanzas de la Iglesia”.

Los estudiantes, que incluyen varias docenas de mujeres, recibirán un certificado, aunque Ferrari enfatizó que este no les dará la potestad de expulsar demonios. Solo los sacerdotes pueden realizar exorcismos, y solo con el permiso de su obispo o con una licencia.

Los católicos laicos, incluidas las mujeres, pueden ejercer de lo que en el curso clasificó como “exorcistas auxiliares”, lo que significa que pueden estar presentes en el rito, orar y brindar apoyo moral al sacerdote que expulsa al demonio.

Simoni, el cardenal albanés, dijo que los exorcismos solo deben practicarse después de que los médicos no puedan explicar el comportamiento de una persona que se considera poseída por demonios.

“El discernimiento es importante”, dijo, señalando varias veces que solo se veía a sí mismo como el instrumento de un poder superior.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below