January 12, 2018 / 10:34 AM / 6 months ago

Un terrible carruaje, coronas difíciles de usar: la sincera perspectiva de la reina Elizabeth sobre su coronación

LONDRES (Reuters) - Hablando por primera vez sobre su coronación hace 65 años, la reina Elizabeth de Inglaterra ha revelado lo incómodo que era montar en su carruaje dorado de camino a la ceremonia y cómo se arriesgó a “romperse el cuello”.

La reina Isabel de Inglaterra camina por la Royal Gallery en el palacio de Westminster durante la apertura del parlamento en Londres, Reino Unido, el 25 de mayo del 2010. REUTERS/Luke MacGregor

     Elizabeth, la monarca británica que lleva más tiempo en el cargo, fue coronada como reina el 2 de junio de 1953 en la Abadía de Westminster de Londres, en un antigua y gran iglesia cuyos orígenes se remontan a mil años atrás.

     En un relato personal insólito para un documental de la BBC que se emitirá el domingo, habla con franqueza sobre la ocasión y sobre algunas de las joyas de la corona que desempeñan un papel simbólico en la ceremonia.

     “Horrible”, dijo sobre el viaje en carruaje de cuatro toneladas desde el Palacio de Buckingham hasta la abadía donde los monarcas ingleses han sido coronados desde 1066. “Solo estaba hecho de cuero, no era muy cómodo”.

Elizabeth, ahora con 91 años, tenía solo 25 cuando se convirtió en reina tras la muerte de su padre George VI en 1952.

“Supongo que es el tipo de comienzo de vida de uno como verdadero soberano”, dijo. “Realmente es una especie de desfile de caballerosidad y una forma anticuada de hacer las cosas. He visto una coronación (la de su padre en 1937) y he sido la coronada en otra, lo cual es bastante significativo”.

     Dándole su recuerdo personal, la reina también revela cómo se peleó con su vestido de coronación, que estaba bordado en seda con perlas e hilo de oro y plata.

     “Recuerdo un momento cuando estaba yendo hacia la alfombra y no podía moverme en absoluto”, dijo.

     El documental también presenta imágenes informales tomadas detrás de escena, que incluyen tomas de su hijo y heredero, el príncipe Charles, que entonces tenía cuatro años, y su hermana menor, Anne, jugando bajo la larga túnica de la reina.

     “No es lo que se supone que tenían que hacer”, bromea la reina.

“DESVENTAJAS DE LAS CORONAS”

     Charles contó previamente cómo su madre había practicado cómo llevar la corona de San Eduardo de 2,2 kg mientras lo bañaban.

     Elizabeth usó dos coronas para la ocasión: la corona de San Eduardo, que nunca ha usado desde entonces, y la corona del Estado Imperial con incrustaciones de diamantes que usa en ocasiones formales como en la apertura del parlamento cuando pronuncia un discurso que describe los planes legislativos del gobierno.

     “No se puede mirar hacia abajo para leer el discurso, tienes que pronunciar el discurso mirando al frente. Porque si lo hicieras, se te rompería el cuello y se caería (la corona)”, dijo sonriendo. “Así que hay algunas desventajas con las coronas, pero por lo demás son cosas bastante importantes”.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below