13 de mayo de 2012 / 16:42 / hace 6 años

Los "indignados" continúan con el segundo día de protestas

MADRID, 13 may (Reuters) - Los indignados, que protestan contra la profunda crisis económica y sus responsables, continuaron el domingo con las celebraciones de su primer aniversario, protagonizando una sentada en la Puerta del Sol por la detención de 18 personas durante el desalojo producido de madrugada.

Desde las cinco de la tarde habían convocado nuevas concentraciones en las principales plazas del país, tras la jornada multitudinaria del sábado donde recordaron que los motivos que les llevaron a tomar las calles hace un año siguen igual de vigentes.

En la madrugada del domingo la Policía Nacional desalojó de la Puerta del Sol a un grupo de personas que pretendía pasar la noche allí, algo que las autoridades no habían permitido, en una operación que se saldó con 18 detenidos por resistencia a la autoridad y desórdenes públicos, informó Interior en un comunicado.

Sin embargo, el 15-M reivindicó que no hubo alteración del orden público que justificara la intervención.

“Numerosos testimonios señalan además que agentes de la policía han agredido incluso a personas que obedecían la orden de levantarse inmediatamente”, explicaron en un comunicado colgado en madrid.tomlaplaza.net.

En Sol, los “indignados” gritaban “Libertad, libertad”, en la sentada para reivindicar la liberación de sus compañeros, mientras en otros puntos de la capital se celebraban asambleas sobre temas de actualidad.

La “Spanish revolution”, apartidista y sin jerarquía, prendió como la pólvora entre la ciudadanía tras una primera manifestación convocada a través de las redes sociales en ciudades de toda España el 15 de mayo de 2011.

Tras casi un mes con acampadas en las principales plazas públicas, los “indignados” trasladaron su actividad a los barrios donde, de forma más discreta, han impulsado iniciativas como cooperativas de intercambio, huertos, asambleas sobre diversos asuntos o se han movilizado para frenar decenas de desahucios, quizá el punto donde han tenido más éxito.

En el año de vida del 15-M, que bebió de la primavera árabe e inspiró a otros movimientos de protesta como “Occupy Wall Street”, la situación económica del país ha empeorado, entrando en su segunda recesión en tres años y dejando a casi uno de cada cuatro trabajadores en paro.

“Es una alegría saber que no nos equivocamos hace un año. Con el tiempo vemos que todo confirma las razones que tenemos para echarnos a la calle” dijo a Reuters el sábado por la noche Juan González, de 38 años, que trabaja en el Ayuntamiento de Madrid en la multitudinaria marcha de Sol.

El Gobierno de Mariano Rajoy, que desbancó a los socialistas en noviembre con mayoría absoluta, ha comenzado a acometer recortes en los pilares del Estado de bienestar para contener un déficit desbocado que mantiene a España al borde del rescate, y ya ha empezado a notar el desgaste en el apoyo ciudadano, según el Centro de Investigaciones Sociológicas.

El 15-M ha concretado en cinco sus reivindicaciones, entre ellas “ni un euro más para rescatar a los bancos”, un tema especialmente candente después de que el Estado español anunciara esta semana la toma de una participación mayoritaria en el capital del grupo BFA-Bankia con el fin de sanear la entidad y recuperar la confianza de los mercados.

Además, los indignados reclaman una Educación y Sanidad públicas de calidad; se oponen a la precariedad laboral y la reciente reforma del mercado de trabajo aprobada por el Gobierno y exigen una vivienda digna garantizada y una renta básica universal. (Información de Emma Pinedo y Tomás Cobos)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below