1 de febrero de 2013 / 17:18 / en 5 años

El Ibex-35 retrocede hasta niveles de cierre de 2012

MADRID (Reuters) - El Ibex-35 cerró el viernes con el descenso semanal más acusado desde finales de septiembre y retornó a niveles mínimos no vistos desde finales del pasado año, arrastrado por el levantamiento la víspera del veto de posiciones cortas e indicadores exteriores que se sumaron al sentimiento negativo.

El Ibex-35 cerró el viernes con el descenso semanal más acusado desde finales de septiembre y retornó a niveles mínimos no vistos desde finales del pasado año, arrastrado por el levantamiento la víspera del veto de posiciones cortas e indicadores exteriores que se sumaron al sentimiento negativo. En la imagen, un hombre mira una pantalla con índices bursátiles en Tokio, el 30 de enero de 2013. REUTERS/Toru Hanai

“El levantamiento de las posiciones cortas por supuesto que tiene un impacto, no hay más que ver el caso de FCC”, explicó un operador. La constructora cayó un 9,14 por ciento.

Operadores añadieron que el PMI chino resultó decepcionante y reveló que el sector industrial de la segunda economía del mundo no alcanzó las expectativas del mercado.

Además, el hecho de que EEUU divulgara una tasa de paro en enero que subió una décima al 7,9 por ciento también presionó al mercado.

“La baja ha sido debida a una mezcla de muchos factores que han coincidido, pero el mercado doméstico procedía de una larga racha de subidas, superando a otras plazas exteriores desde el principio del año”, dijo un analista.

Los inversores seguían con interés los episodios derivados del “caso Bárcenas”, debido a la difícil evaluación de una materia política desde la óptica financiera.

El propio ministro de Economía, Luis de Guindos, preguntado en rueda de prensa sobre los posibles efectos de las publicaciones de supuestos casos de corrupción en los mercados, aseguró el viernes que la volatilidad de la bolsa obedece “al levantamiento de las posiciones cortas” y destacó la estabilidad de los diferenciales de deuda.

A las 17:45 horas, el diferencial de la deuda española a 10 años frente a su equivalente alemán se situaba en 355 puntos básicos (pb) desde los 350 pb de las últimas transacciones del jueves.

CASTIGO A LAS ENERGÉTICAS

Entre los valores más castigados se hallaron los vinculados con los energéticos, arrastrados por la decisión del Gobierno de adoptar una serie de medidas que afectan al sector.

Estas medidas urgentes van destinadas a reducir los costes del sistema eléctrico en hasta 800 millones de euros e impedir que siga creciendo el déficit tarifario, que ya asciende casi a los 28.000 millones de euros.

Entre estos valores se encontraron Acciona, adicionalmente afectada por el levantamiento de la prohibición de las órdenes cortas, que cayó un 12,97 por ciento. También se unieron Red Eléctrica, que bajó casi un 3 por ciento, y Endesa con un recorte del 1,65 por ciento.

Los resultados bancarios, afectados por provisiones multimillonarias para cumplir con las exigencias de saneamiento impuestas por el Gobierno, estuvieron más o menos en línea con lo previsto por el mercado.

En cuanto a las entidades financieras que anunciaron sus resultados, BBVA cayó un 0,18 por ciento, Popular mantuvo cambio a 0,664 euros y CaixaBank bajó un 0,07 por ciento.

Santander, cayó un 2,33 por ciento tras los resultados de la víspera y los recientes repuntes. Pero una vez más fue Bankia el banco que se llevó la peor parte al recortar un 11,94 por ciento.

Los grupos de medios Mediaset - también habitual foco de posiciones cortas - y Antena 3 cayeron un 6,9 y un 5,54 por ciento tras el informe publicado el miércoles con perspectivas de un descenso del 7 por ciento en la inversión publicitaria en el año.

Repsol, cuyos descensos fueron más limitados que los de otros “blue chips” se vio relativamente beneficiado por la revisión al alza de la perspectiva del rating de la compañía y en espera de la venta de sus activos de gas natural licuado. Sus títulos cedieron un 0,4 por ciento.

Telefónica, que también se sumó a los recortes, cayó un 1,92 por ciento, mientras Iberdrola bajó un 3,07 por ciento.

IAG bajó un 1,0 por ciento. La aerolínea dijo el viernes que seguirá adelante con la reducción de capacidad prevista del 15 por ciento en 2013, tras cerrar sin acuerdo sus negociaciones con los sindicatos de Iberia.

En este contexto, el Ibex-35 perdió , un 1,59 por ciento a 8.229,7 puntos, su menor nivel desde el 31 de diciembre, enlazando con la baja del 2,45 por ciento del jueves.

En la semana, el selectivo español cedió un 5,6 por ciento, el mayor descenso semanal desde el 28 de septiembre del año pasado.

Por su parte, el paneuropeo Eurofirst, subió un 0,27 por ciento en la sesión del viernes.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below