30 de octubre de 2012 / 16:14 / hace 5 años

Un aliado de la coalición griega dice que rechazará las reformas

ATENAS (Reuters) - Un socio de la coalición de Gobierno en Grecia confirmó el martes que votaría contra la reformas laborales propuestas por los prestamistas internacionales, y que ignorará las peticiones de unidad del primer ministro para aprobar unas nuevas e impopulares medidas de austeridad.

Un socio de la coalición de Gobierno en Grecia confirmó el martes que votaría contra la reformas laborales propuestas por los prestamistas internacionales, y que ignorará las peticiones de unidad del primer ministro para aprobar unas nuevas e impopulares medidas de austeridad. En la imagen, unos turistas en la Acrópolis de Atenas, el 29 de octubre de 2012. REUTERS/Yannis Behrakis

La negativa del partido Izquierda Democrática a respaldar las reformas deja al Gobierno ante una impredecible votación en el Parlamento la semana próxima, que será además la mayor prueba para la frágil coalición desde que asumió el poder en junio.

“La Izquierda Democrática ha luchado sobre el tema de las relaciones laborales para proteger los derechos de los trabajadores que ya han sido debilitados”, indicó en un comunicado el partido, el socio más pequeño de la coalición conformada por tres grupos.

“No coincide con el resultado de las negociaciones. La Izquierda Democrática se mantiene en su posición”, añadió.

Un responsable del partido, Dimitris Hatzisokratis, declaró a Reuters que la Izquierda Democrática no apoyaría las reformas laborales en la votación legislativa.

El martes más temprano, el primer ministro griego, Antonis Samaras, señaló que se habían completado las negociaciones con la Unión Europea (UE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI) sobre el paquete de medidas de austeridad por 13.500 millones de euros y apeló a sus aliados de la coalición para que lo respaldaran.

“¿Qué podría pasar si el acuerdo no es aprobado y el país se hunde en el caos?”, inquirió Samaras en un comunicado. “Esos riesgos deben evitarse. Esa es la responsabilidad de cada partido y de cada legislador a nivel individual”, declaró.

Se espera que el Gobierno incluya buena parte de su nuevo plan de austeridad en el borrador de presupuesto para 2013 que será presentado el miércoles, y que las medidas restantes y las controvertidas reformas laborales vayan al Parlamento para una votación por separado el lunes.

La Izquierda Democrática cuenta con el respaldo de 16 diputados en el Parlamento de 300 escaños. El Gobierno -que posee una mayoría de 176 asientos- podría aprobar las reformas sin los votos del partido díscolo.

Pero un rechazo del paquete por parte de la Izquierda Democrática socavaría a la ya frágil coalición, además de alentar a otros legisladores a votar en contra de medidas consideradas como impopulares, lo que dejaría un incierto resultado final para los planes de reforma de Atenas.

Algunos legisladores de otro socio menor de la coalición, el socialista PASOK, han amenazado con rechazar las medidas de recorte, aunque el líder del grupo ha sugerido que podrían votar a su favor para garantizar la estabilidad en Grecia.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below