27 de junio de 2012 / 11:39 / hace 5 años

Merkel mantiene su rechazo a los eurobonos antes de la cumbre

La canciller alemana, Angela Merkel, dijo el miércoles que no hay soluciones rápidas ni fáciles para poner fin a la crisis de deuda de la zona euro y señaló que los líderes europeos deben evitar hacer promesas precipitadas que no podrán cumplir. En la imagen, Merkel en el Bundestag el 27 de junio de 2012. REUTERS/Thomas Peter

BERLIN (Reuters) - La canciller alemana, Angela Merkel, acusó el miércoles a otros líderes europeos de querer colocar el carro delante de los caballos con sus llamamientos para la emisión de eurobonos antes de acordar un fortalecimiento de la disciplina fiscal en toda la zona euro.

En un discurso ante la Cámara Baja del parlamento alemán antes de la cumbre europea del jueves y viernes, Merkel dejó la puerta abierta por primera vez a utilizar lo recaudado con un posible impuesto a las transacciones financieras para impulsar el crecimiento y la competitividad en los países de la zona euro en problemas.

Sin embargo, no ofreció ninguna concesión a los gobiernos europeos que han presionado a Alemania para que acepte la emisión de deudas conjuntas y criticó duramente un informe de altos cargos de la Unión Europea que sugería que los bonos comunes podían ser una solución a la crisis de deuda.

“Temo que en la cumbre hablemos demasiado de estas ideas de pasivos compartidos y muy poco de mejorar los controles y las medidas estructurales”, dijo Merkel.

“Los eurobonos, las euroletras, los fondos de cancelación de deudas, no sólo son inconstitucionales, sino también económicamente incorrectos y contraproducentes”, agregó.

Varias fuentes revelaron que el martes Merkel dijo en un encuentro de su partido a puerta cerrada que mientras ella viva no se emitirían eurobonos. En su discurso del miércoles no fue tan lejos, pero dejó claro que esa posibilidad no podía ser considerada hasta que los países acepten ceder el control de sus presupuestos nacionales.

“Los pasivos conjuntos solo pueden darse cuando hay suficientes controles en vigor. Diría que ni el gobierno federal ni los estados de Alemania, ni países como Estados Unidos o Canadá tienen una responsabilidad compartida por los bonos que emiten”, indicó.

Merkel reiteró que no hay soluciones rápidas ni fáciles para poner fin a la crisis y señaló además que los líderes europeos deben evitar hacer promesas precipitadas que no puedan cumplir.

“Es imperativo que no hagamos promesas que no podamos cumplir y que pongamos en marcha lo que hemos acordado”, dijo Merkel en medio de fuertes aplausos.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below