26 de marzo de 2012 / 19:39 / hace 6 años

Cameron nombre a los donantes con los que cenó en Downing Street

LONDRES (Reuters) - El primer ministro británico, David Cameron, reveló el lunes que un puñado de financieros y empresarios británicos cenaron en los últimos meses en su residencia privada en Downing Street, en un intento de debilitar un escándalo sobre la financiación a su partido a cambio de acceso al primer ministro.

El primer ministro británico, David Cameron, reveló el lunes que un puñado de financieros y empresarios británicos cenaron en los últimos meses en su residencia privada en Downing Street, en un intento de debilitar un escándalo sobre la financiación a su partido a cambio de acceso al primer ministro. Imagen de Cameron en una conferencia ante la Sociedad del Alzheimer en Londres el 26 de marzo. REUTERS/Mark Richards/pool

Tras la dimisión del principal tesorero del Partido Conservador después de que un diario dominical lo filmara diciendo a potenciales donantes que podrían esperar un encuentro con Cameron y posible influencia sobre su política, el primer ministro anunció una investigación interna y para mostrar que no tiene nada que esconder, publicó los datos de los principales donantes a los que ha invitado a cenas privadas en Downing Street.

De los cuatro encuentros que aparecen desde que Cameron acabara con 13 años de mandato laborista en mayo de 2010, a uno de ellos, en noviembre de 2011, acudió Ian Taylor, consejero delegado de Vitol, la mayor comercializadora de petróleo del mundo, el magnate de los hedge funds de los mercados de metales Michael Farmer y el banquero Henry Angest, acompañados de sus mujeres.

De las alrededor de una docena de parejas o particulares que cenaron con Cameron - ocho de los cuales acudieron a una celebración post-electoral en julio de 2010 - seis eran financieros, entre ellos tres gestores de fondos de alto riesgo, y dos eran empresarios de la construcción.

En Reino Unido la financiación de los partidos ha sido una causa constante de sonrojo para todas las formaciones desde hace décadas, y Cameron tiene pocos motivos para preocuparse, ya que no hay elecciones previstas hasta dentro de tres años. Pero aunque tanto él como otros altos cargos conservadores repudiaron el comportamiento del tesorero Peter Cruddas, este último episodio podría reforzar la imagen del partido de amigo de los ricos y de grupo de presión de los intereses financieros de la City a expensas de la industria y de las relaciones del país con el resto de Europa.

El escándalo llegó días después de que el ministro de Finanzas, George Osborne - al igual que Cameron, un cuarentañero salido de los colegios privados más exclusivos y de la Universidad de Oxford - redujo el tipo más elevado del impuesto sobre la renta, lo que ha expuesto al Gobierno a las acusaciones de que la austeridad está recayendo de manera desigual entre ricos y pobres.

Cameron ha defendido su integridad y ha insistido que ha reformado la financiación del partido tras escándalos anteriores.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below