27 de noviembre de 2011 / 10:34 / hace 6 años

Los países árabes estudian congelar lazos económicos con Siria

EL CAIRO (Reuters) - Los países árabes estudian cortar los lazos comerciales con Siria y congelar sus activos, una decisión con la que esperan elevar la presión para poner fin a meses de violencia política en esa nación, según el borrador de un documento que abordarán el domingo los ministros del bloque.

Los países árabes estudian cortar los lazos comerciales con Siria y congelar sus activos, una decisión con la que esperan elevar la presión para poner fin a meses de violencia política en esa nación, según el borrador de un documento que abordarán el domingo los ministros del bloque. En la imagen, el puesto del ministro de Exteriores de Siria aparece vacío durante una reunión de ministros de Exteriores árabes en El Cairo el 24 de noviembre de 2011. REUTERS/Stringer

Las sanciones también incluirían la prohibición de viajar a importantes altos cargos sirios y la paralización de vuelos comerciales al país, según el documento de la Liga Árabe al que accedió Reuters el sábado.

Los acuerdos con el banco central de Siria se detendrían, aseguró, pero las materias primas que necesita la población del país no estarían en la lista de sanciones. El domingo se formará un comité para decidir las exenciones.

El documento, elaborado por la comisión económica y social de la Liga Árabe el sábado en una reunión preparatoria en El Cairo, tendría que ser ratificado por los ministros antes de entrar en vigor.

“Es importante que la comunidad internacional se mueva para resolver este problema y ofrezca un poderoso mensaje al Gobierno sirio”, comentó el viceprimer ministro turco, Ali Babacan, quien fue invitado a asistir a la reunión del comité el sábado.

Babacan afirmó que las sanciones no deben afectar a la vida diaria de la población siria ni amenazar sus necesidades más básicas, como el acceso al agua.

Las remesas enviadas a casa por sirios que trabajan en el exterior no serán bloqueadas.

El viernes se cumplió el plazo final para que Damasco aceptara una propuesta de la Liga Árabe de enviar observadores a Siria, donde la ONU dice que han muerto 3.500 personas en la revuelta popular de ocho meses contra el presidente Bashar al Asad.

La Liga Árabe se volvió contra Asad este mes y suspendió la membresía de Siria en la entidad regional en una inesperada medida que puso fin a varios meses de diplomacia de bajo perfil.

El borrador del documento decía que los Estados árabes congelarían la financiación de proyectos en territorio sirio y que bancos centrales árabes monitorizarían transferencias bancarias y cartas de crédito para asegurarse de que cumplan con las sanciones.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below