13 de septiembre de 2011 / 20:19 / en 6 años

Portugal promete acometer reformas, queda un duro camino

LISBOA (Reuters) - Portugal hará más si es necesario para cumplir los términos de su rescate, dijo el Gobierno el martes, advirtiendo de que afrontaba una difícil y larga tarea de llevar a cabo unas reformas que podrían complicarse por la crisis de deuda de la zona euro.

Portugal hará más si es necesario para cumplir los términos de su rescate, dijo el Gobierno el martes, advirtiendo de que afrontaba una difícil y larga tarea de llevar a cabo unas reformas que podrían complicarse por la crisis de deuda de la zona euro. En la imagen de archivo, una mujer pasa junto al ministerio de Economía en Lisboa, el 31 de agosto de 2011. REUTERS/Rafael Marchante

Una ex directora del FMI también advirtió a Portugal de que podría ser incapaz de evitar un contagio de una potencial quiebra griega pese a los esfuerzos del gobierno para minimizar los riesgos y cumplir los términos del rescate.

El primer ministro, Pedro Passos Coelho, dijo a periodistas que ve “con preocupación todo lo que está sucediendo en Europa que podría ralentizar y complicar nuestro proceso de cambio”, haciéndose eco de la advertencia de la misión de la UE/FMI de que una crisis europea más amplia podría afectar al rendimiento, por lo demás, positivo de Portugal bajo los términos del rescate.

Aún así, el secretario de Estado Carlos Moedas dijo que el Gobierno confía en poder llevar a cabo una reforma estructural en una economía que ha carecido de competitividad desde que adoptó el euro hace más de una década.

“Nuestra satisfacción es modesta porque somos muy conscientes de que estamos en el inicio de un largo y difícil camino”, dijo en rueda de prensa. “Confío en que seremos capaces de cumplir la agenda de reformas y que será la mejor contribución para que Portugal vuelva al crecimiento económico”.

Los indicios de que la opinión en Alemania está girando hacia aceptar la idea de un impago de Grecia han hecho que los analistas cambien su atención a la probable caída de otros países rescatados en la crisis de deuda de la eurozona.

Teresa Ter-Minassian, encargada del anterior programa de ayuda del Fondo Monetario Internacional a Portugal en 1983 y ahora asesora económica internacional, dijo que un impago en cualquier punto del bloque podría llevar al alza los diferenciales de la deuda de Lisboa, haciendo que la carga de deuda del país sea insostenible.

“Un impago soberano en el seno de la Unión Europea podría implicar el contagio de Portugal (...) e incluso sin razones fundamentales, sin una quiebra, los mercados pueden tener una escasez de crédito que podría crear problemas”, dijo a periodistas en un margen de la misma conferencia.

Mientras Grecia está atravesando dificultades para asegurar el siguiente pago, el FMI anunció el lunes que había aprobado un desembolso de 3.980 millones de euros a Portugal tras su primera revisión del rendimiento portugués bajo el rescate.

Portugal, tratando de alejarse de Grecia, pretende superar sus objetivos presupuestarios para este año.

“Nadie en Europa confunde a Portugal con Grecia”, dijo Miguel Relvas, ministro de asuntos parlamentarios.

Pero está previsto que las subidas de impuestos y los recortes de gastos, exigidos por el rescate, hagan contraerse a la economía un 2,2 por ciento en 2011 y un 1,8% en 2012 - lo que podría dificultar reducir la carga de deuda - antes de una previsión de crecimiento en 2013.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below