6 de abril de 2011 / 13:39 / hace 7 años

La crisis dispara las quejas ante el Defensor del Pueblo

MADRID (Reuters) - La crisis económica ha disparado las quejas que los españoles han planteado ante el Defensor del Pueblo, siendo las principales denuncias las relativas a las actuaciones de los bancos, los recortes salariales de los funcionarios y la subida de impuestos, según el informe del organismo presentado el miércoles al Congreso.

La oficina del Defensor del Pueblo, presidida por María Luisa Cava de Llano, tramitó en 2010 un total de 34.674 quejas, un 56 por ciento más que el año anterior, destacando las quejas relacionadas con la economía en un periodo en el que crecieron principalmente las denuncias colectivas.

“Las quejas más notables lógicamente han sido las de ordenación económica, es decir, problemas con los bancos y problemas por la reducción de salario con el objeto de reducción del déficit público”, dijo Cava de Llano.

La crisis económica, que ha elevado el desempleo por encima de los cuatro millones de personas, ha obligado al Gobierno a introducir medidas drásticas e impopulares para reducir el déficit y calmar a los mercados, entre ellas retrasar la edad de jubilación a los 67 años, algo que rechazan un 79,4 por ciento de los españoles, según el barómetro del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) difundido hoy.

“Aunque al Defensor del Pueblo no le compete opinar sobre la forma en que el Gobierno debe dirigir la política económica del país, sí es su obligación recordar a los responsables públicos que en la toma de decisiones deben salvaguardar los derechos que recoge la Constitución”, dijo el organismo en un comunicado.

En este sentido, dijo que había iniciado acciones para intentar que la Administración establezca criterios para aliviar la carga tributaria de muchos contribuyentes ante la subida de las cuantías que han de abonar por el impuesto sobre los bienes inmuebles, tras las sucesivas revisiones de los valores catastrales.

Además de la actuación de los bancos y la subida de impuestos, a los ciudadanos les preocupan los problemas que afectan al mercado de las telecomunicaciones - el alto coste y el mal servicio -, los retrasos de la Justicia o las diferencias en el ámbito sanitario entre distintas comunidades autónomas.

Otra de las quejas más recurrentes es la de prácticas abusivas por parte de agentes policiales en la identificación y detención de extranjeros, una situación que la oficina sigue “con actitud vigilante” ante nuevas denuncias.

En materia de administración penitenciaria, el Defensor del Pueblo visitó 22 centros penitenciarios, donde la sobrepoblación sigue siendo el principal problema, por lo que el organismo pide que se evalúen los efectos sobre la salud de los internos que comparten celdas.

Respecto los centros de internamiento para menores, que fueron muy criticados anteriormente en un informe de este organismo, la oficina del Defensor del Pueblo dijo que aún seguían estando vigiladas de cerca, pero reconoció que la situación había mejorado notablemente.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below