2 de diciembre de 2010 / 6:30 / en 7 años

El FMI y la UE ponen a Irlanda en un fuerte aprieto

DUBLÍN (Reuters) - Irlanda afronta años de escrutinio y estrictos controles externos a cambio de un rescate de 85.000 millones de euros del Fondo Monetario Internacional y sus socios de la UE, según mostraron los detalles del paquete de ayuda conocidos el miércoles.

<p>Irlanda afronta a&ntilde;os de escrutinio y estrictos controles externos a cambio de un rescate de 85.000 millones de euros del Fondo Monetario Internacional y sus socios de la UE, seg&uacute;n mostraron los detalles del paquete de ayuda conocidos el mi&eacute;rcoles. Imagen de la bandera irlandesa sobre la oficina general de correos en Dubl&iacute;n el 27 de noviembre. REUTERS/Cathal McNaughton</p>

El primer ministro, Brian Cowen, acordó el domingo un paquete de emergencia de tres años en un último intento para apuntalar el sector financiero del país, y ayudar a disminuir los temores de contagio que han sacudido la zona euro.

Según el acuerdo, Irlanda tendrá que darle a sus acreedores actualizaciones semanales sobre los gastos e ingresos, de acuerdo con un memorando de entendimiento publicado por el Ministerio irlandés de Finanzas. También tendrá que presentar una “Ley de Responsabilidad Fiscal”, con un límite anual de gastos para finales del próximo año.

“Hemos estado en dos años traumáticos. Por supuesto que nos habría gustado evitar recurrir a la ayuda externa. Pero podemos salir de esto como una economía más fuerte”, mencionó el ministro de Finanzas, Brian Lenihan, al parlamento.

El acuerdo del FMI-UE tiene un calendario detallado para reducir y recapitalizar los bancos y tener el déficit del presupuesto bajo control.

Una desastrosa burbuja inmobiliaria desató la crisis financiera de Irlanda, llevando a los bancos al borde del colapso y creando un gran vacío en las finanzas públicas, que eran demasiado dependientes de los impuestos relativos a la propiedad.

Un enorme proyecto de ley para apuntalar sus bancos elevará el déficit de Irlanda al 32 por ciento del Producto Interior Bruto (PIB) este año, comparado con los superávit presupuestarios obtenidos durante los años del denominada “tigre celta”.

Irlanda va a modificar su sistema tributario, subir los impuestos y acometer recortes por un total de 15.000 millones de euros, como parte de un plan a cuatro años para tener su déficit bajo control.

Cowen y Lenihan necesitan aprobar los presupuestos de 2011, que sería los más duros que se haya registrado, para poder obtener la primera cuota de fondos del FMI y la UE, además de préstamos bilaterales de Reino Unido, Suecia y Dinamarca.

Lenihan confirmó el pronóstico del PIB del Gobierno de una expansión del 1,75 por ciento el próximo año, a pesar de que la Comisión Europea dijo el lunes que espera que Irlanda crezca el próximo año sólo en un 0,9 por ciento.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below