30 de octubre de 2010 / 12:02 / en 7 años

Emotivo adiós al histórico sindicalista Marcelino Camacho

MADRID (Reuters) - Sindicalistas, políticos de izquierdas, familiares y cientos de ciudadanos anónimos homenajearon el sábado en la emblemática Puerta del Sol de Madrid al líder sindical español Marcelino Camacho, fallecido el viernes a los 92 años.

<p>Sindicalistas, pol&iacute;ticos de izquierdas, familiares y cientos de ciudadanos an&oacute;nimos homenajearon el s&aacute;bado en la emblem&aacute;tica Puerta del Sol de Madrid al l&iacute;der sindical espa&ntilde;ol Marcelino Camacho, fallecido el viernes a los 92 a&ntilde;os. En la imagen, el cadaver de Marcelino Camacho es velado en la sede del sindicato Comisiones Obreras en Madrid el 29 de octubre de 2010. REUTERS/Susana Vera</p>

Entre puños en alto y con la Internacional de fondo, el histórico líder antifranquista fue despedido en un emotivo acto en el que se corearon consignas como “La lucha sigue, Marcelino vive” o “CC OO, sindicato trabajador”.

Tras recibir el viernes el últimos adiós de numerosas personalidades en la capilla ardiente instalada en la sede del sindicato que fundó, Comisiones Obreras - entre ellas el príncipe Felipe y el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero -, su féretro fue trasladado en un sábado plomizo y lluvioso hasta la Puerta de Alcalá para su despedida, antes de que el cortejo fúnebre se dirigiera hacia el Cementerio Civil para recibir sepultura.

Desde el monumento histórico, y con una corona del Partido Comunista de España presidiendo la tribuna, se dirigieron a los asistentes su hijo, Marcel Camacho; el secretario general del PCE, José Luis Centella y el de CCOO, Ignacio Fernández Toxo, que elogiaron la figura de un hombre que ha sido calificado insistentemente en las últimas horas como un “hombre bueno” y un “luchador por la libertad”.

“Siempre adelante, siempre a la izquierda, viva Marcelino Camacho, vivan las Comisiones Obreras”, dijo Toxo, actual líder de CCOO, principal sindicato español por afiliación.

Pero fue la intervención no prevista de su viuda, Josefina Samper, la que se convirtió en el momento más emotivo de la mañana, al recordar las últimas palabras pronunciadas con dificultad por su marido, dirigidas a una vecina que había acudido a verle.

“Casi no podía hablar pero le dijo, ‘si uno se cae, se levanta inmediatamente y sigue adelante’”, dijo Samper, su compañera durante toda su vida, resumiendo el ‘leitmotiv’ de Camacho, reivindicativo hasta el final.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below