8 de septiembre de 2010 / 9:48 / en 7 años

Sarkozy firme con las reformas; los sindicatos planean más paros

PARIS (Reuters) - El presidente francés, Nicolas Sarkozy, se impuso a los sindicatos del país el miércoles, negándose a retirar los planes de elevar la edad de jubilación pese a las protestas nacionales del martes contra la reforma de pensiones.

<p>El presidente franc&eacute;s, Nicolas Sarkozy, en declaraciones realizadas un d&iacute;a despu&eacute;s de una jornada de protestas nacionales por la reforma de las pensiones, dijo que no dar&iacute;a marcha atr&aacute;s en sus planes de retrasar la edad de jubilaci&oacute;n. En la imagen, Sarkozy entra en el Palacio del El&iacute;seo tras una reuni&oacute;n en Par&iacute;s, el 6 de septiembre de 2010. REUTERS/Philippe Wojazer</p>

En un comunicado, Sarkozy dijo que iba a pedir a su Gobierno realizar algunas enmiendas al proyecto de ley de reforma de las pensiones, pero que mantendría la edad mínima de jubilación.

“No daremos marcha atrás en esto”, dijo Sarkozy. “Trabajar un poco más es el camino más razonable”, agregó.

Líderes sindicales anunciaron que realizarán nuevas huelgas y protestas callejeras el 23 de septiembre, después de que Sarkozy se negara a dar marcha atrás en los puntos clave de los planes del Gobierno para subir la edad mínima de jubilación de 60 a 62 años.

Sarkozy ha dicho que le pedirá a los ministros enmendar la reforma de pensiones que se discute en el Parlamento y que eleva de 65 a 67 la edad en que las personas pueden acceder a una pensión completa, en un plan para equilibrar las finanzas del sistema para 2018.

Sin embargo, en vez de revisar los elementos claves del proyecto de ley, los cambios atenderán quejas sobre el impacto en personas con trabajos particularmente extenuantes, quienes comenzaron a trabajar a una edad muy temprana, y las personas que dependen de varios planes de pensiones.

El tono de Sarkozy sugirió que el mandatario está preparado para ceder en temas periféricos, pero que también quiere imponerse a los sindicatos en lo que muchos consideran la reforma distintiva de sus cinco años de presidencia. El país tendrá elecciones presidenciales a inicios de 2012.

El CFDT, uno de los dos mayores sindicatos del país, calificó las concesiones del gobierno como suaves e improvisadas, diciendo que Sarkozy no resolvía los problemas centrales de la reforma.

“Claramente, se necesita más acción”, dijo en un comunicado.

El Gobierno ha dicho en reiteradas ocasiones que se mantendrá firme en lo que considera los puntos esenciales. “Cuando algunas personas dicen que la reforma debe ser retirada, eso simplemente no es posible”, señaló Xavier Bertrand, jefe del gobernante UMP de Sarkozy.

El Gobierno presentó el proyecto de ley de reforma en junio, Sin los cambios, el sistema de pensiones acumularía déficit anuales de 100.000 millones de euros para 2050, según estimaciones gubernamentales.

Los sindicatos indicaron que las protestas del martes en más de 100 ciudades tuvieron una convocatoria de 2,5-2,7 millones de personas, pese a que la cifra oficial es de 1,12 millones.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below