15 de junio de 2010 / 16:53 / en 7 años

CCOO y UGT convocan una huelga general para el 29 septiembre

MADRID (Reuters) - Los dos sindicatos mayoritarios españoles convocaron el martes una huelga general para el 29 de septiembre, la primera en España desde 2002, en protesta por la política económica del Gobierno ante la crisis y a la propuesta de reforma laboral.

<p>Los dos sindicatos mayoritarios espa&ntilde;oles convocaron el martes una huelga general para el 29 de septiembre, la primera en Espa&ntilde;a desde 2002, en protesta por la pol&iacute;tica econ&oacute;mica del Gobierno ante la crisis y a la propuesta de reforma laboral. En la imagen, de izquierda a derecha, el l&iacute;der de la Uni&oacute;n General de Trabajadores (UGT), C&aacute;ndido M&eacute;ndez, y el de Comisiones Obreras, Ignacio Fern&aacute;ndez Toxo, tras una rueda de prensa en Madrid, el 15 de junio de 2010. REUTESR/Juan Medina</p>

“UGT y CCOO hemos decidido con toda la legitimidad y con toda la razón convocar una huelga general para el próximo día 29 de septiembre”, dijo Cándido Méndez, secretario general de UGT en una rueda de prensa conjunta de ambos sindicatos.

Méndez añadió que el 30 de junio se convocarían manifestaciones en las comunidades autónomas y que el 9 de septiembre habría un gran acto masivo de protesta de representantes sindicales en Madrid.

A pesar de que el principal detonante de la huelga general, la reforma del mercado laboral, será aprobada el miércoles por Real Decreto y convalidada por el Congreso el día 22 de junio, los sindicatos defendieron la fecha elegida dado que previsiblemente la reforma se tramite como Proyecto de Ley en el Congreso durante el otoño.

“A lo largo del mes de septiembre, el Gobierno, puesto que parece que así lo ha considerado, va a tramitar como proyecto de ley el decreto ley de la reforma laboral (...) Creemos que el contenido, si se verifican estas fechas, estará en ese momento sometido al escrutinio de los grupos parlamentarios”, dijo Méndez en la rueda de prensa.

Los sindicatos convocaron en junio una huelga del sector de trabajadores públicos que fue calificada como un fracaso por los medios españoles.

Tras un infructuoso intento de alcanzar un pacto con patronal y sindicatos sobre una reforma laboral considerada clave por Bruselas y los mercados internacionales, el Gobierno presentó una propuesta que incluye como principal novedad la creación de un fondo de capitalización a partir de 2012 para financiar el despido.

El documento fue objeto de numerosas críticas de los grupos del Parlamento, donde el Gobierno no cuenta con mayoría. El lunes, el Ejecutivo abrió la puerta a que el Real Decreto sea tramitado como proyecto de ley lo que admitiría modificaciones posteriores y facilitaría recibir apoyos parlamentarios.

Méndez señaló que no espera grandes cambios en el documento final de la reforma laboral, según indicaciones del propio Gobierno a los sindicatos.

“El Gobierno nos comunicó (la propuesta) el viernes, nos dijo que el documento que se nos entregó era el reflejo fiel de lo que va a ser aprobado el día de mañana”, dijo Méndez.

“RESPUESTA PROPORCIONADA”

El ministro de Fomento y secretario de organización del PSOE, José Blanco, pidió el martes a los sindicatos que tuvieran una respuesta “proporcionada” al borrador de reforma laboral que pretende aprobar mañana el Ejecutivo.

“Tengo el máximo respeto por sindicatos, exigen respuestas nuevas a nuevos desafíos, pero el Gobierno toma las decisiones que cree que son las mejores para el interés general, para el futuro de la economía y del empleo, del empleo estable (...) Me gustaría que la respuesta a la reforma (de los sindicatos) fuera proporcionada”, dijo Blanco durante un durante un seminario de economía organizado por la APIE y la Universidad Menéndez Pelayo.

El ministro dijo que el objetivo de la reforma laboral es crear un “mercado laboral más flexible”.

“Este país necesita una reforma del mercado de trabajo y la necesita con urgencia, el problema principal es creación de empleo y el principal objetivo es convertir el empleo precario en estable”, explicó.

Además señaló que la reforma laboral se tramitará como decreto ley para que entre en vigor el día que se publica en el BOE, de forma inmediata.

“Todas las reformas laborales (electorales) se han tramitado como proyecto de ley en el congreso, la reforma laboral del PP fue objeto de sentencia de Tribunal Constitucional, y el Tribunal Constitucional dijo que no estaba justificada en términos de urgencia y echó por tierra el desarrollo de aquella reforma”, dijo Blanco.

CiU NO APROBARÍA REFORMA LABORAL TAL COMO ESTÁ HOY

Convergencia i Uniò (CiU) reiteró el martes que a día de hoy no apoyaría la reforma laboral que el Consejo de Ministros aprobará el miércoles, aunque no descartó un cambio futuro en esta postura.

“En este momento nosotros no estamos en condiciones de aprobar ese decreto en los términos que está, pero es que mañana no se tiene que aprobar ningún decreto (por los partidos de la oposición”, dijo el portavoz parlamentario de CiU Josep Antoni Durán i Lleida a periodistas antes de una reunión con los sindicatos.

El dirigente catalán señaló no obstante que la posibilidad de tramitar el decreto mediante un proyecto de ley da margen para introducir cambios en el proyecto original.

“Mañana quien se pronunciará es el Gobierno (...) Tiempo habrá para que CiU se pronuncie a través de sus enmiendas y a través de su posición final cuando llegue el final de la tramitación del proyecto de ley”, dijo.

´ ATENTOS A LAS PENSIONES

Los sindicatos señalaron además que en septiembre podrían valorar mejor la evolución del próximo caballo de batalla del Gobierno, la reforma del sistema de pensiones.

“Estaremos muy atentos a la convocatoria de la comisión del Pacto de Toledo y en concreto la convocatoria del ministro de Trabajo donde explicitará las respuestas en relación con el futuro de reformas de la seguridad social en nuestro país”, dijo Ignacio Fernández Toxo, secretario general de Comisiones Obreras.

“En ese período de tiempo (hasta el 29 de septiembre) ya conoceremos el alcance las reformas (...) de las pensiones”, añadió.

El llamado Pacto de Toledo, formado por los distintos grupos políticos parlamentarios, establece desde 1995 de forma consensuada las líneas de actuación en el sistema de pensiones contributivo. Entre los partidos políticos y sindicatos existe el temor de que, forzado por Bruselas, el Gobierno termine también aprobando una reforma unilateral.

El martes, la Comisión Europea alabó las medidas de austeridad aprobadas por el Gobierno para ahorrar 15.000 millones de euros entre 2010 y 2011, y pasar de un déficit presupuestario 11,2 por ciento de 2009 al 3 por ciento en 2013, aunque instó al Gobierno a concretar sus planes de ahorro relativos a 2011.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below