for-phone-onlyfor-tablet-portrait-upfor-tablet-landscape-upfor-desktop-upfor-wide-desktop-up
Noticias de Negocios

Republicanos y demócratas encaran una dura negociación sobre un plan de estímulo para Estados Unidos

FOTO DE ARCHIVO: Agentes de policía con mascarillas vigilan el edificio del Capitolio en Washington D.C., Estados Unidos, el 14 de mayo de 2020. REUTERS/Erin Scott

WASHINGTON, 28 jul (Reuters) - Los legisladores republicanos y demócratas de Estados Unidos se enfrascaron el martes en unas difíciles negociaciones sobre cuál es la mejor forma de rescatar a la economía del país de la pandemia de coronavirus, después de que los primeros presentaran su propuesta de estímulo cuatro días antes de que expire el plazo de las prestaciones de desempleo de millones de personas.

Los senadores republicanos anunciaron el lunes un paquete de ayudas por valor de 1 billón de dólares elaborado junto a la Casa Blanca, que fue calificado por el líder de la mayoría republicana en el Senado, Mitch McConnell, como un plan “a medida y enfocado” para reabrir colegios y negocios, al tiempo que protegen a las empresas contra posibles demandas.

No obstante, la propuesta generó rechazo tanto entre las filas de los demócratas y como entre las de los propios republicanos. Los primeros se quejaron de que es demasiado limitada comparada con su propuesta de 3 billones de dólares que fue aprobada en mayor por la Cámara de Representantes. Algunos republicanos la calificaron como demasiado costosa.

El plan otorgaría a numerosas personas pagos directos de 1.200 dólares, aportaría miles de millones en préstamos a pequeños negocios y ayudaría a la reapertura de colegios.

No obstante, reduciría la prestación por desempleo desde los 600 dólares adicionales actuales, cuantía que expira el viernes, a 200 dólares.

Esta prestación suplementaria ha sido un salvavidas financiero para numerosos trabajadores que han perdido su empleo y un apoyo clave para el gasto del consumidor. Los demócratas denunciaron rápidamente los recortes como draconianos, ya que millones de personas siguen sin poder volver a sus puestos de trabajo.

Muchos republicanos insisten en que la alta paga por desempleo anima a las personas a quedarse en casa más que volver al trabajo.

La disputa se produce en un momento en que los casos de coronavirus en Estados Unidos superan los 4 millones, un hito para una pandemia que ha acabado con la vida de casi 150.000 personas en el país y ha dejado a decenas de millones de personas sin trabajo.

Información de David Morgan, Patricia Zengerle y Susan Cornwell; escrito por Patricia Zengerle; editado en español por Carlos Serrano

Nuestros Estándares: Los principios Thomson Reuters.

for-phone-onlyfor-tablet-portrait-upfor-tablet-landscape-upfor-desktop-upfor-wide-desktop-up