July 22, 2020 / 1:27 PM / 14 days ago

COLUMNA-Con la V ya a la vista en las bolsas, es hora de distinguir la paja del grano -Por Mike Dolan

LONDRES, 22 jul (Reuters) - Las bolsas mundiales casi han completado la ansiada recuperación en forma de V de la conmoción pandémica, anticipando una recuperación sustancial de la economía mundial en un plazo de 12 a 18 meses. Pero la distinción entre los mercados va en aumento.

El gráfico del índice de precios de las acciones alemanas DAX se muestra en la bolsa de valores de Fráncfort, Alemania, el 21 de julio de 2020. REUTERS/Personal

El retorno general a la renta variable está muy avanzado a pesar de que las cifras de infección mundial siguen aumentando, ya que los inversores siguen apostando por una vacuna en 2021.

El apoyo masivo de los Estados y el estímulo de los bancos centrales han contribuido a reducir los tipos de interés, lo que ha aumentado aún más las primas de rentabilidad de las acciones en relación con los bonos y ha canalizado a los inversores hacia las acciones según la antigua máxima de TINA: “No hay alternativa” (“There Is No Alternative”, en inglés). Esto es especialmente cierto teniendo en cuenta que los tipos de interés probablemente se mantendrán cerca de cero ahora durante los próximos años para abaratar el coste de las gigantescas sumas de deuda nueva que necesitan los Estados.

Por lo tanto, la ola de liquidez mundial ha elevado a casi todos los índices tras los mínimos registrados en marzo. El índice mundial MSCI alcanzó el martes su nivel más alto desde el 24 de febrero y ahora está sólo a un 4% de los picos tocados hace 107 sesiones, cotizando casi un 50% por encima de los niveles de marzo.

Si comparamos la evolución en los últimos seis meses en dólares, es la misma tendencia que muestran el S&P 500 de Wall Street, el DAX de Alemania, el Nikkei de Japón, e incluso índices de la eurozona y mercados emergentes.

China, la primera en entrar y salir de los confinamientos impuestos por la pandemia, ha tenido un comportamiento mejor, y los valores de vanguardia de los sectores de tecnología punta y farmacéutico han irrumpido con fuerza en todo el mundo hasta alcanzar nuevos récords. El índice de grandes valores británicos FTSE 100 y el de títulos de capitalización mediana FTSE 250, lastrados por el Brexit, siguen siendo los más rezagados de los principales mercados, casi un 20% menos que los demás en los últimos seis meses.

Sin embargo, dado que la cifra diaria total de contagios mundiales sigue aumentando pese a la relajación de las restricciones, esta discriminación regional es ahora el principal objetivo de los grandes inversores en el futuro, que se centran en el éxito relativo en el control del virus, los distintos grados de riesgo político y la “desglobalización” hacia una situación de mayor fragmentación de la economía mundial.

Solo en el último mes, los índices chinos y alemanes han despuntado, con avances de más del 10%, el doble del incremento en puntos porcentuales del S&P 500.

Muchos fondos ya han sobreponderado las bolsas europeas para el segundo semestre del año, algo a lo que ha contribuido el acuerdo suscrito el martes por la Unión Europea para crear un fondo de recuperación de 750.000 millones de euros (860.000 millones de dólares) que da prioridad a las inversiones digitales y ecológicas, que son, con mucho, los temas de inversión dominantes en la actualidad.

El equipo de BlackRock subrayó el lunes su preferencia europea como “la exposición regional más atractiva para una reapertura global diferenciada”.

Ante los brotes en Estados Unidos, donde varios estados tienen dificultades para controlar el virus, y en muchos mercados emergentes con sistemas de salud menos robustos, BlackRock planteó que Europa es la mejor opción para beneficiarse de la recuperación mundial.

En particular, la firma comparó a Europa con los mercados emergentes, ya que estos últimos serían típicamente el destino elegido en una recuperación mundial rápida. Sin embargo, BlackRock considera que la naturaleza de la respuesta de Europa al coronavirus significa que las empresas europeas podrían estar mejor situadas para aprovechar la recuperación temprana de China y ser menos vulnerables a las subidas de precios de las materias primas.

“Estamos sobreponderando las acciones europeas debido a los sólidos sistemas de salud pública de la región y a la intensificación de la respuesta fiscal”, dijo la firma a sus clientes. “Estamos infraponderando las acciones de EM (mercados emergentes) aparte del norte de Asia debido a la propagación de la pandemia y al limitado margen de políticas fiscales”.

BlackRock no está sola ni mucho menos en estas previsiones.

“Hasta que el virus esté bajo control, desde una perspectiva regional seguimos favoreciendo a los países que han estado lidiando más eficazmente con el brote. Esto significa mirar al norte de Asia y a Europa”, dijo el martes Fabiana Fedeli, directora global de bolsas fundamentales de Robeco.

Obviamente, esta discriminación entre regiones se debe en gran medida a la cautela con respecto a la influencia de Wall Street en el mercado, las valoraciones de las acciones estadounidenses y el dólar de cara a las elecciones presidenciales de noviembre, una contienda que podría verse muy influida por la eficacia de las medidas para controlar el virus en la nación.

Algunos mercados de apuestas y predicciones han indicado que el presidente en funciones Donald Trump podría ir por detrás del candidato demócrata Joe Biden en más de 20 puntos, al menos en parte como resultado de las preocupaciones sobre la respuesta de Washington ante la pandemia y la forma en que se mantendrá el apoyo público a las rentas mediante prestaciones.

Esto se pudo apreciar perfectamente esta semana en una encuesta realizada por UBS entre unos 4.000 inversores y propietarios de empresas de todo el mundo.

Ahora alrededor del 55% cree que Biden ganará la carrera hacia la Casa Blanca y más del 60% señaló que prevén ajustar sus carteras en base al resultado, independientemente de quién gane.

Lo revelador fue que el 60% y el 53% de los inversores asiáticos y europeos, respectivamente, se mostraron optimistas sobre sus propios mercados de valores en los próximos seis meses. Solo el 44% de los encuestados en EEUU pensaba lo mismo sobre la renta variable en su país.

GRÁFICOS:

Las bolsas completan la V:

tmsnrt.rs/3fUgllO

Índice de severidad de los confinamientos de COVID:

tmsnrt.rs/32JgHrt

(El autor es un colaborador de finanzas y mercados de Reuters News. Las opiniones vertidas en esta columna son responsabilidad exclusiva de su autor)

por Mike Dolan, Twitter: @reutersMikeD. Gráficos de Ritvik Carvalho; editado por Pravin Char

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below