July 3, 2015 / 6:04 AM / 3 years ago

El FMI advierte de un enorme agujero financiero antes del referéndum en Grecia

ATENAS/WASHINGTON (Reuters) - El Fondo Monetario Internacional advirtió el jueves de que Grecia se enfrenta a un enorme agujero financiero, mientras sus molestos ciudadanos se preparan para votar en un referéndum que podría decidir su futuro en Europa.

El Fondo Monetario Internacional advirtió el jueves de que Grecia se enfrenta a un enorme agujero financiero, mientras sus molestos ciudadanos se preparan para votar en un referéndum que podría decidir su futuro en Europa. En la imagen, un manifestante contrario al euro quema una bandera de la UE en Atenas, el 3 de julio de 2015. REUTERS/Panayiotis Tzamaros/Fosphotos

Pocos días después de que Grecia incumpliera parte de su deuda con el FMI, parte de la troika de acreedores que ha financiado sus rescates, la entidad dijo que el país necesitará 50.000 millones de euros más de fondos en los próximos tres años para mantenerse a flote, que incluyen 36.000 millones de euros de sus socios europeos.

Además, Grecia requiere un significativo alivio de su deuda, agregó.

La advertencia del FMI, publicada en un borrador preliminar sobre el último reporte de sostenibilidad de la deuda, destaca la magnitud de los problemas que afronta Atenas, sea cual sea el resultado del referéndum para aprobar o rechazar la oferta hecha por sus acreedores europeos el mes pasado.

El rechazo del primer ministro de Grecia, Alexis Tsipras, a los términos del “chantaje” de sus acreedores, que exigen recortes de gastos y alzas de impuestos, indignó tanto a los socios del país que no hay esperanza de un acercamiento antes de la consulta del domingo.

En el cuarto día de cierre de bancos y de controles de capitales, el destino del gobierno izquierdista depende de lo que decidan los molestos votantes griegos, que se debaten entre el resentimiento hacia los acreedores y el enojo con sus propios políticos.

“La gente está completamente confundida. Y la culpa es 100 por ciento de los políticos. Ellos son responsables por la situación en la que estamos hoy”, dijo el jubilado Thanos Stamou.

LAS CONSECUENCIAS DEL NO

El domingo los griegos deberán tomar una decisión sobre un tema que su Gobierno fue incapaz de decidir en meses de ásperas negociaciones con sus socios de Europa.

“Les estamos pidiendo que voten con los ojos abiertos pensando en todas las consecuencias de un voto ‘No’, que puede llevar a Grecia fuera de la zona euro”, dijo el primer ministro francés Manuel Valls, en los márgenes de una cumbre económica en Lyon.

El comentario refleja el temor de muchos en la zona euro a que la salida de Grecia cambie la esencia de la unión monetaria de 15 años, a la que se pretendía inquebrantable.

Tsipras tiene mucho en juego. Lo más probable es que su Gobierno caiga si los votantes respaldan el plan de rescate que él ha rechazado por considerarlo como una “humillación” para Grecia.

Su coalición se está desmoronando porque una serie de diputados del partido de los Griegos Independientes, su socio menor en la alianza del Gobierno, ya han dicho que apoyarán el “sí”.

Tsipras y Varoufakis siguen convencidos de que Atenas puede negociar mejores condiciones para el rescate, incluyendo una reducción de la deuda, si los votantes rechazan los términos de la última oferta de la zona euro.

Consultado por Bloomberg Televisión si todavía estará en su cargo el lunes por la noche si los griegos votan por el sí, Varoufakis, un profesor de economía respondió: “No estaré (...) personalmente no firmaré otro (acuerdo) ampliado y fingido”.

Para los griegos, el espectáculo de bancos cerrados y largas filas de pensionistas esperando recibir efectivo era un golpe profundo y un recordatorio del coste de una salida del euro, el símbolo de la pertenencia de Grecia a la Europa moderna.

“La gente está esperando sólo para retirar 50 euros y vemos que el Gobierno no hace nada, no hace nada”, dijo la abogado de 47 años Nicole Papathanasopoulo, que expresó el desconcierto de muchos con el ir y venir de oferta y contraofertas.

Destacando aún más lo surrealista del dilema para los votantes griegos, la propuesta sobre la que supuestamente deben decidir ya no está siquiera en la mesa.

“Enviaron una tercera propuesta y al mismo tiempo le piden a la gente su opinión sobre una propuesta que ya no existe. Es una locura”, dijo Papathanasopoulo.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below