March 17, 2020 / 6:59 AM / 4 months ago

ANÁLISIS-La promesa de Powell de hacer todo lo necesario muestra los límites de la Fed

WASHINGTON, 16 mar (Reuters) - El mensaje del presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, al anunciar un aluvión de políticas monetarias y medidas de liquidez fue claro: el banco central de Estados Unidos usará todas las herramientas a su disposición para mantener el crédito fluyendo en el sistema financiero global y de Estados Unidos.

Foto de archivo. El presidente de la Reserva Federal Jerome Powell, durante una conferencia de prensa en Washington. Estados Unidos, 3 de marzo de 2020. REUTERS/Kevin Lamarque/File Photo

La Fed redujo los tipos de interés a casi cero el domingo, el segundo recorte de tipos en el mismo número de semanas en otra medida de emergencia, cuando la epidemia de coronavirus forzó el bloqueo generalizado de grandes poblaciones y puso freno a la economía global.

La Fed también prometió cientos de miles de millones de dólares en compras de activos y apoyó a las autoridades extranjeras con una oferta de financiación barato en dólares.

“Vamos a usar nuestras herramientas para hacer lo que tenemos que hacer aquí”, dijo Powell, y agregó que la Fed se ha fortalecido y podría aumentar la compra de bonos y usar otros medios para apoyar la economía.

Pero las medidas también ponen el foco en lo poco que puede hacer la política monetaria para salvar a la economía de una crisis de salud excepcional, que requiere una respuesta fiscal a gran escala.

Los mercados bursátiles estadounidenses y mundiales continuaron sufriendo una hemorragia el lunes, una crítica implícita de que, independientemente de las medidas desesperadas que pueda tomar la Fed, al menos por ahora, parecen inadecuadas para detener la marea.

Wall Street se hundió una vez más, provocando nuevamente una interrupción automática de las operaciones. Hasta el viernes, el índice S&P 1500, entre los más amplios del mercado bursátil de Estados Unidos, había perdido casi 6,3 billones de dólares desde su récord de mediados de febrero, y las pérdidas del lunes seguramente se elevarán la merma.

Para muchos observadores, Powell, un republicano de buenos modales con experiencia en capital privado, pero sin capacitación formal en economía, que se convirtió en jefe del banco central más poderoso del mundo hace dos años, ha actuado de manera rápida y decidida.

“Estos son pasos contundentes y enormes. La Fed está haciendo lo que es necesario”, dijo Mark Sobel, ex alto funcionario del Tesoro de Estados Unidos y ahora presidente del grupo de expertos OMFIF con sede en Londres, evocando una frase usada por el expresidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi, quien se comprometió en 2012 a “hacer lo que sea” durante la crisis del euro.

Sin embargo, es dudoso que las medidas de Powell puedan tener el mismo poder para calmar el pánico entre los inversores, que temen una caída precipitada a una recesión estadounidense y global, un hecho que Powell reconoció.

“No tenemos las herramientas para llegar a las personas y particularmente a las pequeñas empresas y otras empresas y personas que puedan estar sin trabajo (...) creemos que las respuestas fiscales son clave”, dijo Powell, quien agregó que no se sorprendería de ver una contracción en el segundo trimestre.

Los analistas señalaron que el gobierno del presidente Donald Trump hasta ahora ha sido lo opuesto a la Reserva Federal: lento, confuso y con pocas medidas concretas y radicales.

“La Fed ya no puede ser acusada de no hacer todo lo posible para ayudar a la economía. No se puede decir lo mismo de la respuesta de política fiscal hasta ahora (...) la Fed ahora está en la práctica fuera de la escena. Hicieron lo que pudieron pero no pueden hacer mucho más “, dijo Michael Feroli, economista de JPMorgan, en una nota a los clientes.

Los líderes del Grupo de los Siete países más industrializados se comprometieron el lunes a movilizar una gama completa de instrumentos para abordar la crisis, incluidas medidas monetarias y fiscales.

La Fed todavía tiene algo de potencia de fuego a su disposición, pero es más limitada. Sus herramientas están orientadas principalmente a garantizar que la fontanería del sistema financiero no se inmovilice y que el crédito siga fluyendo.

Harry Broadman, director gerente de Berkeley Research Group y ex alto funcionario comercial de Estados Unidos, dijo que “un verdadero abismo” se avecinaba si los poderes ejecutivo y legislativo no hacían pronto “algo económicamente significativo en el lado fiscal, de donde debe venir la defensa real”.

La decisión de la Fed de reducir las tasas hasta el piso está destinada a tener un impacto marginal en una situación en la que las personas se quedan en casa y tienen miedo a gastar. Así, al menos algunos observadores criticaron a Powell por apretar el gatillo demasiado pronto.

La Fed “debería haber estado más centrada en las áreas de fallas del mercado (...) y luego seguir con recortes de tasas de interés más generales cuando eso pueda tener un impacto”, dijo Mohamed El-Erian, asesor económico jefe de Allianz. CNBC

Información de Lindsay Dunsmuir; información adicional de Andrea Shalal; Editado en español por Javier López de Lérida

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below