December 13, 2019 / 3:07 PM / 6 months ago

DATOS CLAVE-El futuro del sector financiero en Reino Unido tras las elecciones

LONDRES, 13 dic (Reuters) - El primer ministro Boris Johnson ha dicho que el 31 de enero Reino Unido abandonará la Unión Europea, el principal mercado exportador de su sector de servicios financieros.

El resultado de las elecciones (previsto) se proyecta en Broadcasting House en Londres, Reino Unido, el 13 de diciembre de 2019. Jeff Overs/BBC/Handout vía REUTERS

Este cuarto intento de Brexit, si tiene éxito, dará comienzo a una nueva cuenta atrás para los agentes del sector bancario durante un periodo de transición en el que todo seguirá dentro de lo normal y que finalizará en diciembre de 2020.

¿MÁS TRANSICIÓN?

Reino Unido tendrá que preguntar a la UE antes de junio si quieren ampliar el período de transición más allá de diciembre.

Johnson dijo que no presentará tal solicitud y confía en que el país tendrá un acuerdo comercial con el bloque pactado al final de la transición para evitar alcanzar el “borde del precipicio”.

EVALUACIONES EN JUNIO

Reino Unido todavía tiene que afianzar nuevas condiciones comerciales con el bloque para continuar la transición.

Es probable que el sector financiero del Reino Unido obtenga en el mejor de los casos un acceso limitado en el marco del sistema de acceso a los mercados financieros de la UE conocido como equivalencia. Reino Unido y la UE han acordado que “se esforzarán” por concluir antes de junio las evaluaciones necesarias para que las empresas financieras británicas tengan dicho acceso a los mercados de la UE.

La equivalencia se refiere a la concesión por parte de la UE de acceso directo al mercado a empresas de un país no perteneciente a la UE si decide que las normas propias de los bancos, aseguradoras, o gestores de activos extranjeros son tan rigurosas como las del bloque.

Los empleados del sector bancario no creen que estas evaluaciones puedan llevarse a cabo antes de junio en todas las solicitudes de equivalencia, dado que el sistema estaba diseñado para un flujo relativamente moderado de negocios con países lejanos como Estados Unidos, Japón y Singapur.

El ministro de Finanzas de británico, Sajid Javid, dijo que estarán listas a tiempo.

¿QUIÉN QUIERE QUÉ?

Corresponderá al Gobierno del Reino Unido hacer cualquier solicitud de equivalencia a la UE.

La Comisión Europea decide qué solicitudes se aprueban, si concediese alguna de ellas. El simple hecho de hacer coincidir las normas, que Reino Unido habrá llevado a cabo el primer día de Brexit, no significa su aprobación automática, han dicho los dirigentes de la UE.

Frente al Brexit, la UE reforzó las condiciones de equivalencia para las cámaras de compensación y los servicios de inversión, y dijo que las solicitudes de los principales centros financieros -entiéndase Londres- serían examinadas con mayor profundidad.

Los grandes bancos británicos están buscando una forma básica y ajustada de acceso, pero el sector de los seguros está dividido, con las empresas que centran su trabajo en el Reino Unido queriendo romper con algunas de las normas de seguros de la UE. Las reaseguradoras como el mercado Lloyd’s of London quieren equivalencia, al igual que las plataformas de negociación de valores.

Los gestores de activos que eligen valores para fondos con sede en Luxemburgo e Irlanda también necesitan una determinación del tipo de equivalencia por parte de los reguladores de esos Estados de la UE, pero esto debería hacerlo más fácil.

Johnson ha dicho que no quiere mantenerse en la misma línea que las normas de la UE, lo que podría dificultar la obtención de la equivalencia.

Reino Unido tiene cierto poder de negociación, ya que también tendrá que determinar cuánto acceso concederá a las empresas financieras de la UE al mercado británico con arreglo a su propio sistema de equivalencia importado del bloque.

¿QUÉ PASA SI NO HAY EQUIVALENCIA?

Bancos, gestores de activos y aseguradoras con sede en Reino Unido han abierto más de 300 centros en la UE para hacer frente a cualquier forma de Brexit, según New Financial, un organismo investigador.

Estos centros les permitirían seguir sirviendo a los clientes de la UE aunque no haya equivalencia.

¿POR QUÉ PREOCUPARSE?

Algunos legisladores británicos se preguntan por qué Reino Unido debería preocuparse por la equivalencia, cuando esta ofrece un acceso limitado y vincula al país con las normas de la UE.

Esto, dicen, haría más difícil ajustar la regulación en Reino Unido para mantener la competitividad de Londres como centro financiero global.

Un debate sobre la dirección de las futuras regulaciones financieras en Reino Unido se desarrollará después del Brexit, enfrentando a aquellos que quieren permanecer cerca de Europa contra los que dicen que a Reino Unido le irá mejor estableciendo sus propias reglas, con un guiño a las normas internacionales.

Información de Huw Jones; Editado por Giles Elgood; Traducido por Aida Peláez en la redacción de Gdansk

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below