20 de julio de 2017 / 13:15 / en 2 meses

El BCE mantiene su compromiso de laxitud monetaria pese al mejor crecimiento

El Banco Central Europeo mantuvo el jueves invariable su estrategia de política monetaria expansiva tal y como se esperaba, con los tipos en mínimos históricos e incluso dejando la puerta abierta a más compras de activos si la perspectiva empeora. En la imagen, Draghi durante la rueda de prensa en Fráncfort, el 20 de julio de 2017. REUTERS/Ralph Orlowski

FRÁNCFORT, Alemania (Reuters) - El Banco Central Europeo mantuvo el jueves invariable su estrategia de política monetaria expansiva tal y como se esperaba, con los tipos en mínimos históricos e incluso dejando la puerta abierta a más compras de activos si la perspectiva empeora.

Después de que el jefe del BCE, Mario Draghi, planteara el mes pasado la opción de un endurecimiento de su política, señaló que cualquier ajuste de política se haría sólo de forma gradual, preparando el terreno para una posible discusión en septiembre sobre la esperada disminución de sus compras de activos.

“Tenemos que ser persistentes y pacientes porque todavía no estamos allí”, dijo en su rueda de prensa habitual tras una reunión de política monetaria del BCE en Fráncfort.

Subrayó que el consejo de gobierno del banco fue unánime tanto en la decisión de mantener invariable su orientación como en la de no fijar una fecha precisa para discutir los cambios futuros, señalando únicamente que se produciría en otoño.

Con la economía de la zona euro creciendo ya por decimoséptimo trimestre consecutivo, su mejor racha desde antes de la crisis financiera mundial de 2007-08, al menos su postura sugirió que el BCE está empezando a contemplar levantar el pie del acelerador tras imprimir casi 2 billones de euros para impulsar el crecimiento.

La perspectiva de una reducción de los estímulos monetarios ha mantenido en tensión a los mercados financieros, con los inversores buscando pistas para medir la magnitud con la que los bancos centrales de todo el mundo se retirarán de unas políticas no convencionales que han mantenido el precio del dinero por los suelos.

El euro y los rendimientos de los bonos gubernamentales del bloque cayeron inicialmente tras el comunicado. Pero mientras Draghi hablaba, el euro volvió a situarse por encima de los 1,15 dólares y la rentabilidad de los bonos de la zona euro subió, aparentemente por su confirmación de las expectativas de que la retirada se debatiría en otoño.

El BCE mantuvo su tipo de depósitos en territorio negativo y las compras mensuales de bonos por 60.000 millones de euros, en línea con las expectativas de la mayoría de los analistas de un sondeo de Reuters.

“Si la perspectiva se vuelve menos favorable, o si las condiciones financieras se vuelven incompatibles con nuevos avances hacia un ajuste sostenido en el camino de la inflación, el Consejo de Gobierno está preparado para aumentar el programa en términos de tamaño y/o duración”, dijo.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below