8 de diciembre de 2016 / 13:20 / en un año

El BCE reduce el volumen de sus compras de bonos pero amplía su duración

FRÁNCFORT (Reuters) - El Banco Central Europeo sorprendió a los mercados financieros el jueves al anunciar que iba a recortar su programa de recompra de activos a partir de abril, aunque se reservó el derecho de volver a incrementar las compras si fuera necesario para apuntalar la recuperación de la zona euro.

El Banco Central Europeo ha decidido mantener sin cambios sus tipos de referencia, incluyendo el de refinanciación del 0,0 por ciento, al tiempo que ha recortado de forma inesperada el volumen de su programa de compra de bonos a 60.000 millones de euros desde abril desde los 80.000 millones actuales. En la imagen, el presidente del BCE, Mario Draghi, en rueda de prensa en Fráncfort el 8 de diciembre de 2016. REUTERS/Ralph Orlowski

El BCE recortó el volumen de su programa de compra de bonos a 60.000 millones de euros mensuales desde abril desde los 80.000 millones actuales, al tiempo que extendió el programa en nueve meses hasta finales de 2017.

Los mercados habían esperado una extensión del programa con el ritmo actual de 80.000 millones de euros durante otros seis meses.

El euro subió inicialmente a un máximo de tres semanas frente al dólar, para volver a replegarse rápidamente a sus niveles iniciales. También las rentabilidades de los bonos de la zona euro subieron brevemente, aunque luego devolvieron sus ganancias.

“El banco ha extendido su programa de flexibilización cuantitativa hasta diciembre, que es más de lo que el mercado esperaba”, dijo Naeem Aslam, analista jefe de ThinkMarkets.

“Sin embargo, el banco va a reducir su capacidad de acción después de marzo y sólo comprará 60.000 millones. Así que usted puede decir que el banco está frenando de forma más suave”.

El presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi, dejó claro, sin embargo, que no estaba encima de la mesa el fin del programa.

“No hubo ningún debate hoy sobre la disminución gradual”, dijo en rueda de prensa.

El banco se mostró también firme de que el nuevo plan era reversible.

“Si, mientras tanto, el panorama se vuelve menos favorable o si las condiciones financieras se vuelven incompatibles con nuevos avances hacia un ajuste sostenido de la senda de la inflación, el consejo director tiene la intención de aumentar el programa en términos de tamaño y/o duración”, dijo.

“La incertidumbre prevalece en todas partes ... Esta es la razón de esa frase en la declaración introductoria”, dijo en una conferencia de prensa tras una decisión que calificó de “pragmática y flexible”.

El banco confirmó que relajaría las reglas para su programa de compras para asegurar que continuara sin problemas, en particular ampliando el rango de vencimiento de los bonos elegibles y permitiendo la compra de bonos con rentabilidades por debajo del tipo de depósito del BCE.

Con elecciones muy inciertas en cuatro de las cinco principales economías de la zona euro, se esperaba que el BCE mantuviera las compras de activos, probablemente temiendo que un recorte prematuro pudiera abortar una todavía tímida recuperación en la zona euro.

Pero mientras que gran parte de su capacidad de acción se ha agotado y los países conservadores, particularmente Alemania, se oponen cada vez más a la política de estímulos sin precedentes, el BCE estaba bajo presión para recortar el programa.

El BCE ya ha gastado más de 1,4 billones de euros en la compra de bonos y se ha esforzado por enfatizar que mantener unas condiciones de financiación cómodas es crucial, con una inflación subyacente por debajo del 1 por ciento.

Los tipos de interés de referencia del BCE se mantuvieron sin cambios el jueves, con el tipo de depósito en territorio negativo.

El BCE mantuvo su pronóstico de inflación del 1,2 por ciento para este año, elevándolo ligeramente a 1,3 por ciento el próximo año y dijo que veía la inflación al 1,5 por ciento en 2018, un décima menos que en las proyecciones anteriores del pasado septiembre.

El crecimiento económico de la zona euro parece pasar por alto la decisión de Gran Bretaña de abandonar la Unión Europea, y Alemania, el motor de crecimiento del bloque, parece estar recuperándose de nuevo.

Irónicamente, el colapso del Gobierno de Italia esta semana puede acelerar en lugar de retrasar la recapitalización del banco debilitado Monte dei Paschi, un gran alivio del BCE, que considera a los bancos débiles como obstáculo para transmitir estímulos.

PERSPECTIVAS DÉBILES

Pero bajo la superficie, el panorama está lejos de ser reconfortante.

La subida de la inflación se debe casi en su totalidad al repunte de los precios del petróleo, mientras que la inflación subyacente es plana, lo que sugiere que el crecimiento de los precios está lejos de ser sostenible, una condición clave para eliminar los estímulos.

El crecimiento de los salarios también ha decepcionado, lo que sugiere que las empresas han reducido sus expectativas de inflación. Este es un ciclo difícil de romper que podría dificultar volver al objetivo de una inflación justo por debajo del 2 por ciento.

Incluso el consumo, el motor clave del crecimiento, no es tan fuerte como parece. El consumo se ha visto impulsado por el crecimiento del ingreso disponible gracias las caídas del precio del petróleo y la política del BCE. Pero el crudo Brent 1 subió un 14 por ciento en los últimos tres meses, dejando a la política monetaria como el principal motor del consumo.

La creciente influencia de los partidos populistas también podría debilitar la decisión de los gobiernos de impulsar reformas dolorosas pero necesarias. Las elecciones en Francia, Alemania, los Países Bajos y posiblemente Italia podrían ofrecer convertirse en nuevos lastres para el BCE.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below