27 de noviembre de 2016 / 9:23 / hace un año

BREAKINGVIEWS - El 'revival' de los años 80, un espejismo en los mercados

LONDRES (Reuters) - Los mercados financieros están teniendo un momento retro. Las perspectivas de grandes recortes de impuestos y alzas de tipos de interés en Estados Unidos han provocado un alza en las rentabilidades de los bonos y el dólar. Los inversores están haciendo comparaciones con los años 80, en los que se llevaron a cabo políticas similares. Hay buenas razones, sin embargo, para dudar que los precios reproduzcan el pasado.

Los mercados financieros están teniendo un momento retro. Las perspectivas de grandes recortes de impuestos y alzas de tipos de interés en Estados Unidos han provocado un alza en las rentabilidades de los bonos y el dólar. Los inversores están haciendo comparaciones con los años 80, en los que se llevaron a cabo políticas similares. Hay buenas razones, sin embargo, para dudar que los precios reproduzcan el pasado. En la imagen, unos operadores en la bolsa de Nueva York, el pasado 15 de noviembre de 2016. REUTERS/Lucas Jackson

El catalizador de este “revival” de los 80 es la victoria de Donald Trump en Estados Unidos. Los inversores apuestan a que sus planes de mayor gasto y menores impuestos ayuden al crecimiento, aunque aumente el déficit presupuestario. Se espera que el repunte de la economía anime la inflación y lleve a la Reserva Federal de EEUU a subir más y más rápido de lo esperado los tipos de interés.

Ese escenario guarda más de una similitud con lo que pasó hace tres décadas. Entonces, el nuevo presidente de EEUU Ronald Reagan se embarcó en un estímulo a gran escala mientras el presidente de la FED en esa época, Paul Volcker, aumentaba tipos para intentar controlar la inflación. Los precios de los activos están respondiendo como lo hicieron en aquella época. La rentabilidad del bono a 10 años de EEUU ha subido más de un 25 por ciento desde las elecciones del 8 de noviembre, superando el 2,40 por ciento por primera vez desde julio de 2015. En tanto, el dólar ha subido a su mayor nivel desde marzo de 2003 frente a un cesta de monedas.

Pero el manual de los 80 es de uso limitado. Por un lado, ignora la amenaza de medidas proteccionistas de Trump. Establecer aranceles a las importaciones dañará la economía estadounidense y rápidamente anulará las expectativas de unos tipos más altos. Eso a su vez obligaría a repensar las alzas en las rentabilidades de los bonos de EEUU. Y mientras que el daño que esas barreras infringiría en otras monedas podría todavía dar una ventaja al dólar, los inversores podrían ajustar rápidamente sus asunciones de hasta cuando podría subir la divisa.

Hay otras diferencias importantes. Incluso si la inflación repunta, es improbable que la presidenta de la Fed Janet Yellen tenga que enfrentar las tasas de doble dígito que Volcker intentó frenar. De hecho, Yellen apuntó en octubre que podría tolerar un periodo de inflación por encima del objetivo cuando se refirió al caso de una “economía de alta presión”. Como las quitas de los 80, que el mercado mire atrás parece anticuado.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below