10 de marzo de 2015 / 7:19 / hace 3 años

La UE y Grecia acuerdan iniciar conversaciones técnicas sobre financiación

BRUSELAS (Reuters) - Grecia comenzará el miércoles conversaciones técnicas con sus acreedores internacionales para acordar reformas y destrabar su acceso a la financiación, después que el presidente de los ministros de Finanzas de la zona euro instó a que Atenas “deje de perder el tiempo”.

Grecia comenzará el miércoles conversaciones técnicas con sus acreedores internacionales para acordar reformas y destrabar su acceso a la financiación, después que el presidente de los ministros de Finanzas de la zona euro instó a que Atenas "deje de perder el tiempo". En la imagen, el ministro de Finanzas griego Yanis Varoufakis conversa con el presidente del Eurogrupo, Jeroen Dijsselbloem, el 9 de mrazo de 2015 en Bruselas. REUTERS/Yves Herman

Expertos de la Comisión Europea, el Banco Central Europeo (BCE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI) que trabajan en Atenas entregarán información para ayudar en las conversaciones.

“Acordamos que no hay más tiempo que perder”, dijo Jeroen Dijsselbloem, presidente del Eurogrupo, en una rueda de prensa tras presidir la reunión del lunes en la que se alcanzó el acuerdo para lanzar las conversaciones.

El recientemente electo Gobierno de Grecia ha tratado de evitar llevar a cabo conversaciones con inspectores de las tres instituciones en su propio país para mostrarle a los votantes que respeta la promesa de no trabajar con la odiada “troika” de acreedores internacionales.

Pero los ministros de la UE dijeron que no es práctico revisar los detalles del estado de la economía griega y las finanzas gubernamentales en un lugar que no sea Atenas.

Dijsselbloem dijo que los expertos internacionales en Atenas trabajarán juntos, lo que parece echar por tierra las intenciones de Grecia de que las tres instituciones funcionarán por separado para no dar la impresión de que la “troika” sigue activa.

“Desde el último encuentro del Eurogrupo se ha hecho poco en términos de conversaciones adicionales, en términos de una mayor implementación”, dijo Dijsselbloem.

“Tenemos que dejar de perder el tiempo y realmente comenzar negociaciones en serio”, dijo, agregando que los socios de la zona euro estaban listos para apoyar a Grecia si continuaba en el camino de reformas económicas.

A los altos cargos de la zona euro no les convenció una carta que les envió el viernes el ministro de Finanzas griego, Yanis Varoufakis, planteando siete medidas.

Dijeron que era sólo un punto de partida y no la base para liberar los fondos congelados del rescate.

¿REFERÉNDUM?

Varoufakis irritó a la UE al insinuar el fin de semana en una entrevista con un diario la posibilidad de un referéndum.

Dijsselbloem dijo más temprano que las medidas presentadas estaban “lejos de ser completas”, agregando que sería muy difícil terminar el programa de reformas durante la ampliación de cuatro meses del rescate griego de la Unión Europea y el Fondo Monetario Internacional, que llega hasta finales de junio.

Un alto cargo griego dijo que Atenas está lista para sumar nuevas medidas, especialmente para combatir la evasión fiscal, en caso de que se requiera.

Grecia, fuera de los mercados de capitales y con sus préstamos internacionales congelados, podría quedarse sin fondos este mes. Pero un responsable griego dijo que Atenas tiene dinero suficiente como para pagar el segundo de cuatro vencimientos al Fondo Monetario Internacional el 13 de marzo.

Grecia debe pagar unos 1.500 millones de euros este mes al FMI, pero sus reservas están menguando. Atenas pagó el viernes la primera cuota, de 310 millones de euros, y los otros dos vencimientos serán el 16 y 20 de marzo.

Varoufakis, que quiere una reestructuración negociada de la deuda griega, fue citado por el diario italiano Corriere della Sera el domingo diciendo que el Gobierno de izquierda podría llamar a un referéndum o elecciones anticipadas si los socios europeos rechazan sus planes para la deuda y el crecimiento.

El Ministerio de Finanzas aclaró después que el ex académico respondía a una cuestión hipotética y que cualquier consulta “consideraría obviamente el contenido de las reformas y la política fiscal” y no si permanecer o no en la zona euro.

Una fuente del BCE dijo que la posición de caja de los bancos griegos, que están siendo asistidos con un goteo de fondos de emergencia, parecía estabilizarse tras una fuerte fuga de depósitos desde diciembre hasta febrero.

El BCE no permitirá que Grecia aumente su emisión de títulos del tesoro de corto plazo porque no puede permitir financiación monetario del Gobierno, dijo la fuente.

Un diputado del bloque conservador de la canciller alemana, Angela Merkel, dijo el lunes que Grecia estaría mejor fuera del bloque de 19 países de la eurozona, sugiriendo que el ministro de Finanzas Wolfgang Schäuble compartía esa opinión en privado.

“Dejando la zona euro, como ha sugerido el ministro Schäuble, el país podría ser nuevamente competitivo desde una perspectiva monetaria con un nuevo dracma”, dijo el ex ministro de Transporte Peter Ramsauer.

Tanto Merkel como Schäuble han dicho públicamente que quieren mantener a Grecia en el área cambiaria.

Pero en una señal de que la opinión alemana podría estar cambiando, Ramsauer dijo que una salida griega temporal del euro sería una “gran oportunidad” para que el país fortalezca su economía y su administración “poniéndolas en forma para regresar a la zona euro desde una posición de fortaleza”.

Buscando respaldo europeo para los esfuerzos de su Gobierno para aliviar los profundos problemas causados por la austeridad, el primer ministro griego Alexis Tsipras se reunirá el viernes con el presidente de la Comisión Europea Jean-Claude Juncker.

Juncker ha estado tratando de mediar entre Atenas y sus acreedores, pero sus esfuerzos molestaron a Berlín, que no quiere enviar mensajes diferentes a Grecia.

Un sondeo de opinión publicado el lunes mostró que una gran mayoría de los griegos quieren que Atenas llegue a un compromiso con sus acreedores internacionales para evitar salir del euro.

reporte adicional de Robin Emmott, Tom Koerkemeier, Renee Maltezou y Robert-Jan Bartunek en Bruselas, Toby Sterling en Amsterdam, Stephen Brown y Noah Barkin en Berlín, Steven; Scherer en Roma y Angeliki Koutantou en Atenas. Escrito por Paul Taylor, editado por Gabriel Burin y Javier Leira

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below