16 de febrero de 2015 / 16:28 / hace 3 años

Puma prevé más problemas por la volatilidad de las monedas

BERLÍN (Reuters) - La firma alemana de ropa deportiva Puma estimó que la fortaleza del dólar y las fluctuaciones monetarias afectarían a sus beneficios de este año, tras reportar unas pérdidas sorprendentes en los tres últimos meses de 2014.

La firma alemana de ropa deportiva Puma estimó que la fortaleza del dólar y las fluctuaciones monetarias afectarían a sus beneficios de este año, tras reportar unas pérdidas sorprendentes en los tres últimos meses de 2014. En la imagen, el logo de Puma en el talón de una zapatilla de la firma en una conferencia de prensa en Herzogenaurach, Alemania, el 20 de febrero de 2015. REUTERS/Michaela Rehle

Puma se comprometió a tomar medidas, como la subida de precios, para compensar el impacto, lo que implica que debería ser capaz de obtener un ligero incremento en sus beneficios estructurales y netos en 2015.

El impacto generado por el dólar fuerte ya fue evidente en el cuarto trimestre, cuando la compañía reportó unas pérdidas netas de 4,6 millones de euros, comparado con las previsiones de un beneficio neto de 7 millones.

La industria de la ropa deportiva produce la gran mayoría de sus productos en Asia con contratos en dólares. Puma dijo que la debilidad del rublo también le estaba afectando, al igual que la volatilidad del peso en México y Argentina y del zloty polaco.

La pérdida se produjo a pesar de un aumento del 7,5 por ciento en las ventas trimestrales, hasta los 751 millones de euros, por encima de las previsiones de los analistas.

Las ventas estuvieron lideradas por el fuerte crecimiento en América, donde Puma logra una tercera parte de sus ingresos y hubo un alza del 15 por ciento en moneda constante.

Propiedad en su mayoría del grupo de lujo francés Kering, Puma está ocupa la tercera posición en la industria, muy por detrás de Nike y Adidas.

Puma ha estado gastando mucho en márketing y patrocinios, logrando sustituir a Nike como suministrador oficial del Arsenal inglés para esta temporada, en un intento de recuperar su reputación como marca deportiva, tras una incursión en el mundo de la moda que dañó su imagen.

El gasto operativo subió un 8,6 por ciento en el trimestre, después de que Puma lanzase en agosto la mayor campaña de márketing de su historia, protagonizada por el campeón olímpico jamaicano Usain Bolt, que dijo que se retiraría en 2017.

Bolt sigue siendo fundamental para la marca alemana, que lanzó la semana pasada en Nueva York una nueva línea de zapatillas de suela elástica para correr llamada IGNITE.

Puma, que nombró a la estrella del pop Rihanna directora creativa de su colección femenina en diciembre, afirmó que el gasto en márketing seguiría subiendo en 2015, aunque limitará severamente otros costes.

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below