Draghi se enfrenta al celo sobre el euro y Monte Paschi

jueves 7 de febrero de 2013 11:08 CET
 

FRANCFORT (Reuters) - Mario Draghi se enfrentará a un interrogatorio por la sensibilidad del Banco Central Europeo ante la brusca subida del euro y su conexión con un escándalo bancario en una reunión del BCE el jueves, donde los tipos de interés permanecerán casi con seguridad sin cambios.

Irlanda está con el alma en vilo por si el BCE aprobará una nueva propuesta para reducir la carga de deuda del país, para lo cual su gobierno aprobó una ley de urgencia el jueves para liquidar Anglo Irish Bank.

Una fuente cercana a las negociaciones dijo a Reuters que el BCE llegó a estar cerca de un acuerdo el miércoles por la noche, pero al final se concluyó que se necesita hacer más trabajo y el Consejo de Gobierno continuaría sus negociaciones en su reunión del jueves.

Los inversores intentarán calibrar cuánto debe crecer el euro antes de que su fortaleza obligue al BCE a expresar preocupación, o incluso revertir su curso y contemplar un recorte de tipos, un escenario que no es probable que se materialice el jueves.

El euro ha escalado hasta un pico de 14 meses contra el dólar este año, aunque cayó el miércoles, con los agentes cautelosos ante la posibilidad de que Draghi exprese su preocupación sobre la fortaleza de la moneda.

El presidente francés, François Hollande, dijo el martes que la eurozona debe desarrollar una política cambiaria para proteger la moneda de "movimientos irracionales".

Erkki Liikanen, del Consejo de Gobierno del BCE, descartó cualquier perspectiva de que el banco persiga este tipo de política, probablemente la línea que seguirá Draghi en su conferencia de prensa a las 1330 GMT.

ESCÁNDALO BANCARIO

En la conferencia de prensa del jueves, Draghi puede esperar que le pregunten cuánto sabía sobre el escándalo de derivados de Monte Paschi, y qué hizo al respecto cuando dirigía el banco central italiano, de 2006 a 2011.   Continuación...

 
Mario Draghi se enfrentará a un interrogatorio por la sensibilidad del Banco Central Europeo ante la brusca subida del euro y su conexión con un escándalo bancario en una reunión del BCE el jueves, donde los tipos de interés permanecerán casi con seguridad sin cambios. En la imagen, Draghi en una reunión anual del Foro Económico Mundial en Davos el 25 de enero de 2013. REUTERS/Denis Balibouse