Hallan 65 personas ejecutadas en la ciudad siria de Alepo

martes 29 de enero de 2013 17:43 CET
 

BEIRUT (Reuters) - Al menos 65 personas, aparentemente muertas de disparos en la cabeza, fueron halladas el martes con las manos atadas en un barrio de la ciudad de Alepo, en el norte de Siria, dijeron activistas.

El Observatorio Sirio para los Derechos Humanos, un grupo con sede en Reino Unido que dice llevar un recuento imparcial de las víctimas en ambos bandos, dijo que el número de muertos podría elevarse hasta llegar a 80, en lo que describió como una "nueva masacre".

No estaba claro quién perpetró los asesinatos.

Activistas de la oposición colgaron un vídeo en el que un hombre graba los cadáveres embarrados de al menos 51 hombres tirados cerca de lo que dijeron es el río Queiq, en el barrio de Bustan al Qasr, en Alepo, que está en manos de los rebeldes.

Los cuerpos tenían heridas de bala en las cabezas y las manos atadas. Algunos de ellos parecían jóvenes, posiblemente adolescentes, y llevaban vaqueros, camisetas y zapatillas deportivas.

El río Queiq nace en Turquía y pasa por distritos de Alepo en manos del Gobierno antes de llegar a Bustan al Qasr.

"Fueron asesinados solo por ser musulmanes", dijo un hombre barbudo en otro vídeo que dice haber sido rodado en el centro de Bustan al Qasr después de que se recogieran los cadáveres. Detrás de él aparece un camión con una pila de cuerpos.

Es difícil para Reuters verificar la veracidad de estas noticias, debido a las restricciones sobre la prensa independiente que hay en el país.

Las tropas del Gobierno y los rebeldes en Siria han sido ambas acusadas por grupos de defensa de los derechos humanos de llevar a cabo ejecuciones sumarias en el conflicto de 22 meses, que ha causado la muerte de más de 60.000 personas.

Los rebeldes entraron en Alepo, la ciudad más poblada de Siria, el verano pasado, pero sus avances fueron contenidos por las fuerzas del Gobierno. La ciudad está dividida casi por igual entre los dos bandos.

/Por Alexander Dziadosz y Oliver Holmes/

 
Al menos 65 personas, aparentemente muertas de disparos en la cabeza, fueron halladas el martes con las manos atadas en un barrio de la ciudad de Alepo, en el norte de Siria, dijeron activistas. En la imagen del 29 de enero, unos hombres intentan identificar familiares entre los fallecidos en el patio de un colegio utilizado como hospital temporal en el barrio de Bustan al Qasr, en Alepo. REUTERS/Zain Karam