Un incendio en una discoteca causa 245 muertos en Brasil

domingo 27 de enero de 2013 17:51 CET
 

PORTO ALEGRE, Brasil (Reuters) - Al menos 245 personas murieron el domingo en una discoteca del sur de Brasil, cuando una bengala incendió el local y decenas de personas en pánico se abalanzaron hacia las salidas de emergencia en medio de una densa humareda tóxica.

La mayoría murió de asfixia o pisoteada al intentar abandonar la discoteca Kiss en Santa María, una ciudad universitaria a 300 kilómetros al oeste de Porto Alegre.

Según el comandante de bomberos del estado de Río Grande do Sul, Guido Pedroso de Melo, la puerta principal de la discoteca parecía haber estado atrancada en el momento del incendio.

"Vi personas amontonadas, muertas próximas a la salida", dijo De Melo a la televisión GloboNews. "Lamentablemente las personas quedaron confinadas, no consiguieron salir porque la salida principal estaba atrancada", agregó.

Pero el jefe de un batallón de operaciones especiales de la policía en Santa Clara dijo que era prematuro sacar conclusiones.

"Las causas del accidente, la situación legal del establecimiento, todo eso será descubierto en una investigación", dijo el mayor Cléberson Bastianello.

El incendio ocurrió en la madrugada del domingo, cuando alguien encendió una bengala y el aislamiento acústico del local se prendió fuego en cuestión de segundos.

Los supervivientes relataron que la discoteca se llenó rápidamente de un denso humo negro, sumiendo en el pánico a las cerca de 500 personas que estaban en el local durante una fiesta de estudiantes universitarios.

"La discoteca estaba llena", contó Taynne Vendrusculo, una estudiante que logró escapar de la discoteca. "Cuando me di cuenta había cuerpos en el suelo. Fue muy chocante", agregó.   Continuación...

 
Al menos 245 personas murieron el domingo tras un incendio en una discoteca del sur de Brasil, donde según los bomberos los responsables de seguridad del local habían trancado las salidas de emergencia. En la imagen, un policía y equipos de rescate ayudan a un hombre a las afueras de la discoteca de Santa María, Brasil, el 27 de enero de 2013. REUTERS/Germano Roratto/Agencia RBS