Netanyahu vuelve su foco hacia Irán tras una ajustada victoria electoral

miércoles 23 de enero de 2013 07:54 CET
 

JERUSALEN (Reuters) - El primer ministro Benjamin Netanyahu se ha atribuido la victoria en las elecciones israelíes, pese a que su bloque sufrió una pérdida de escaños inesperada ante el resurgimiento del centroizquierda, y ha prometido impedir que Irán adquiera armas nucleares.

Sin embargo, las elecciones del martes, que también decepcionaron a los ultraconservadores religiosos, podrían desviar el foco de Netanyahu de la confrontación con Teherán y la resistencia a las demandas palestinas, mientras la clase laica israelí demanda una nueva atención sobre asuntos domésticos.

Este giro podría llevar a Netanyahu a una relación menos problemática con su aliado clave, el presidente de EEUU Barack Obama, que también comenzó esta semana su nuevo mandato.

El recuento provisional el miércoles mostraba que el partido Likud y los ultranacionalistas de Yisrael Beiteneu continuarían siendo el bloque más grande en el Parlamento de 120 miembros pero sólo con 31 escaños, 11 menos que los 42 que tenía anteriormente.

Este resultado ponía a Netanyahu en el camino a su tercera legislatura, quizás al frente de una coalición de línea dura que promovería los asentamientos judíos en los territorios ocupados.

Pero su actuación debilitada en los comicios, que convocó con nueve meses de anticipación con la esperanza de conseguir un resultado sólido por su enfrentamiento con Irán, podría complicar sus esfuerzos por forjar una alianza con una mayoría estable y sustancial en el Parlamento.

El líder de 63 años prometió durante su campaña electoral centrarse en frenar las ambiciones nucleares de Irán, relegando el proceso de paz con los palestinos en la agenda pese a la preocupación occidental de mantener vigentes los intentos de hallar una solución.

En el discurso tras la votación, Netanyahu dijo que evitar que Irán tenga armas nucleares será la prioridad en el Gobierno que pretende formar.

"El Gobierno que construiremos estará basado en tres principios principales. Primero que todo, la fortaleza militar de cara a los grandes desafíos que enfrentamos. El primer desafío fue y continúa siendo evitar que Irán obtenga armas nucleares", afirmó.   Continuación...

 
El primer ministro Benjamin Netanyahu se ha atribuido la victoria en las elecciones israelíes, pese a que su bloque sufrió una pérdida de escaños inesperada ante el resurgimiento del centroizquierda, y ha prometido impedir que Irán adquiera armas nucleares. En la imagen, Netanyahu saluda a sus seguidores en la sede del partido Likud en Tel Aviv, el 23 de enero de 2013. REUTERS/Baz Ratner