UDC descarta la dimisión de Durán tras un caso de financiación ilegal

miércoles 9 de enero de 2013 16:06 CET
 

MADRID (Reuters) - Unió Democràtica de Catalunya descartó el miércoles la dimisión de su líder, Josep Antoni Durán i Lleida, por un caso de supuesta financiación ilegal del partido que se remonta a hace doce años y del que la formación democristiana dijo no estar al tanto.

Durán i Lleida, presidente del comité de Gobierno del partido y diputado de Convergència i Unió en el Congreso, dijo en 2000, cuando surgió el llamado caso Pallerols, que dimitiría si se demostraba que su formación se había financiado ilegalmente a través de unas subvenciones de la Unión Europea destinadas a la formación de parados.

"Unió no ha sido imputada ni condenada", dijo la portavoz del partido, Marta Llorens, al defender que Unió, que ha asumido la responsabilidad civil subsidiaria, no estaba al tanto de los hechos y que su líder no tenía por qué dimitir, como reclamaban Esquerra Republicana de Catalunya, Partido Popular, Ciutadans y UPyD.

El partido catalán, que gobierna en minoría en Cataluña junto a Convergència, pactó ayer con la fiscalía devolver unos 388.000 euros de las ayudas para evitar un juicio, y ninguno de los seis militantes acusados ingresará en prisión al reducirse las penas a menos de dos años.

"Lamentamos la situación generada y pedimos disculpas en nombre de los que intervinieron aunque se hayan dado de baja o estén expulsados del partido", añadió.

Por otra parte, el fiscal general del Estado, Eduardo Torres-Dulce, dijo que no había habido un trato de favor hacia el partido catalán, pero lamentó la demora en la instrucción del proceso.

"Es excesivo, escandaloso e inasumible en un estado de Derecho", dijo el fiscal general en declaraciones recogidas por medios.

 
Unió Democràtica de Catalunya descartó el miércoles la dimisión de su líder, Josep Antoni Durán i Lleida, por un caso de supuesta financiación ilegal del partido que se remonta a hace doce años y del que la formación democristiana dijo no estar al tanto. En la imagen, Durán i Lleida junto al presidente de la Generalitat, Artus Mas, el 21 de diciembre de 2012 en Barcelon. REUTERS/Albert Gea