El Consejo Constitucional francés invalida el impuesto del 75%

sábado 29 de diciembre de 2012 14:03 CET
 

PARÍS (Reuters) - El Consejo Constitucional francés invalidó el sábado el impuesto del 75 por ciento a las rentas más altas que iba a entrar en vigor en 2013, en un revés para el intento del presidente socialista, François Hollande, de hacer que los ricos contribuyan más a la reducción del déficit público.

El Consejo determinó que el tipo sobre los ingresos superiores a un millón de euros al año - una de las principales consignas de los socialistas en la campaña electoral que los llevó al poder hace siete meses - era injusto por la modalidad en la que se iba a aplicar a diferentes tipos de hogares.

El primer ministro, Jean-Marc Ayrault dijo que el Gobierno modificará su propuesta para afrontar las preocupaciones del Consejo y la enviará en una nueva ley presupuestaria, lo que supondría que la sentencia del sábado sería solo un revés temporal.

Ayrault dijo que el rechazo del tribunal al tipo del 75 por ciento y a otras medidas menores no perjudicará los esfuerzos del Gobierno por reducir el déficit público el próximo año por debajo del límite del tres por ciento establecido por la Unión Europea.

El ministro de Finanzas, Pierre Moscovici, dijo que las medidas rechazadas suponían entre 300 y 500 millones de euros.

Aunque el impuesto iba a ser sobre todo simbólico y apenas iba a afectar a unos pocos miles de personas, encolerizó a algunos ricos y llevó a algunos de ellos, como el actor Gerard Depardieu, a trasladar su residencia a otros países.

También conmocionó a los inversores extranjeros y a los emprendedores, que criticaron a Hollande por ser antiempresas.

El impuesto especial, anunciado como una medida temporal que expiraría una vez que el país saliera de la crisis, fue anunciada en plena campaña.

El Consejo Constitucional, compuesto por nueve jueces y tres antiguos presidentes, mostró su temor a que el impuesto perjudicara a una pareja en la que uno de los dos ganara más de un millón de euros, pero no lo haría con una pareja en la que cada no ganara justo menos de un millón de euros.   Continuación...

 
El Consejo Constitucional francés invalidó el sábado el impuesto del 75 por ciento a los ingresos superiores a un millón de euros al año que el Gobierno socialista en el poder desde hace siete meses pretendía que entrara en vigor en 2013. Imagen del presidente francés, François Hollande (centro), hablando con la prensa el 27 de diciembre en una visita al mercado de Rungis, cerca de París. REUTERS/Benoit Tessier