Los conservadores de Japón vuelven al poder

domingo 16 de diciembre de 2012 15:49 CET
 

TOKIO (Reuters) - El conservador Partido Democrático Liberal (PDL) de Japón retornará al poder después de las elecciones del domingo, justo tres años después de sufrir una devastadora derrota en las urnas, lo que brinda al ex primer ministro Shinzo Abe la oportunidad de aplicar unas radicales medidas económicas.

La victoria del PDL dará pie a un Gobierno comprometido con una dura postura en una disputa territorial con China, una agenda que favorece la energía nuclear pese al desastre de Fukushima del año pasado y una política monetaria ultra expansiva de mayor gasto fiscal potencialmente arriesgado, la cual busca abordar la deflación y la fortaleza del yen.

Sondeos a pie de urna emitidos por cadenas de televisión indicaron que el PDL habría ganado 300 escaños en la poderosa Cámara baja de 480 asientos, mientras que su aliado, el partido menor Nuevo Komeito, se apresta a obtener 30 puestos.

Eso daría a ambos partidos la mayoría de dos tercios necesaria para controlar la Cámara baja del Parlamento, donde un fuerte estancamiento político ha obstaculizado la aprobación de varios proyectos de ley en la tercera mayor economía del mundo desde 2007.

"Necesitamos superar la crisis que Japón está afrontando. Hemos prometido sacar a Japón de la deflación y corregir la fortaleza del yen. La situación es severa, pero debemos hacer esto", declaró Abe a la televisión japonesa.

"Lo mismo ocurre con la seguridad nacional y la diplomacia", agregó, en momentos en que Tokio mantiene una tensa disputa con Pekín por un grupo de islas situadas en el Mar Oriental de China.

En sus primeras declaraciones tras los resultados iniciales a pie de urna, Abe sostuvo que decidirá si aplicar o no un planeado aumento del impuesto a las ventas en 2014 después de examinar los datos económicos del segundo trimestre.

"Tomaré una decisión después de ver las cifras del periodo abril-junio, que se darán a conocer en agosto, para determinar si la economía puede escapar de la deflación", dijo a Fuji TV.

Se espera que el Parlamento vote a Abe como primer ministro el 26 de diciembre.

Los analistas dicen que aunque los mercados ya habían generado una caída del yen y los precios de las acciones subieron en anticipación a la victoria del PDL, los títulos podrían seguir ampliando ganancias y la divisa japonesa se depreciará más si se confirma que los conservadores contarán con una "súper mayoría".

/Por Leika Kihara y Linda Sieg/

 
El conservador Partido Democrático Liberal (PDL) de Japón retornará al poder después de las elecciones del domingo, justo tres años después de sufrir una devastadora derrota en las urnas, lo que brinda al ex primer ministro Shinzo Abe la oportunidad de aplicar unas radicales medidas económicas. En la imagen, Abe (izquierda) hace una reverencia mientras el secretario general del partido aplaude en la sede de la formación en Tokio, el 16 de diciembre de 2012. REUTERS/Yuriko Nakao