DATOS- Principales elementos del acuerdo de la supervisión bancaria del BCE

jueves 13 de diciembre de 2012 10:37 CET
 

BRUSELAS (Reuters) - Los ministros de Finanzas de la Unión Europea acordaron el jueves que el Banco Central Europeo supervisará a los bancos de la zona euro, una medida diseñada para respaldar a la moneda única del bloque y su sistema financiero.

A continuación los elementos principales del acuerdo, así como lo que debería venir:

* El Banco Central Europeo con sede en Fráncfort supervisará directamente a los bancos con activos de más de 30.000 millones de euros, o que tienen activos equivalentes a un quinto de la producción económica de su país de origen. Los tres bancos más grandes de cada país miembro estarán cubiertos.

* Aunque los supervisores nacionales controlarán los demás bancos, el BCE puede intervenir si ve un problema en cualquiera de los 6.000 prestamistas de la zona de moneda única, incluso si son mucho más pequeños. Los países fuera del euro son libres de adherirse al sistema de supervisión, pero hasta ahora, ninguno se ha comprometido a hacerlo.

* Un comité directivo guiará el trabajo del cuerpo supervisor, que a su vez responderá ante el Consejo de Gobierno del BCE. Esto deja la última palabra en el BCE.

* Nombrar al BCE como supervisor es el primer paso hacia una unión bancaria en tres pilares. Para completar el proyecto, se establecerá una agencia paneuropea para cerrar los bancos que el BCE señale como en quiebra. Pero quién deberá asumir los costes de tales cierres está en discusión.

* Cualquier agencia tendría que estar respaldada por un fondo para cubrir los costes involucrados en el cierre de los bancos. Un fondo de resolución proveerá la financiación de emergencia para que cuando un banco quiebre, ciertas partes de él sigan funcionando para continuar los pagos y préstamos, mientras que el resto será liquidado. Pero Alemania no quiere encontrarse a sí misma pagando por los costes asociados con el cierre de un banco en España, por ejemplo, lo que hará que sea difícil establecer dicho fondo.

* El tercer y último pilar de una unión bancaria es un esquema combinado para proteger los depósitos y detener las estampidas bancarias. Pero esto tiene poco respaldo político y no hay perspectivas de un marco en el corto plazo.

* La Autoridad Bancaria Europea (EBA, por su sigla en inglés) continuará escribiendo reglas paneuropeas para los bancos, pero habrá garantías sobre la toma de decisiones para evitar que la unión bancaria de 17 países o el BCE impongan normas sobre las cabezas de Reino Unido u otros que se quedan al margen de la unión bancaria. Los desacuerdos serán manejados por un panel en la EBA.

(Información de John O'Donnell, Robin Emmott, Huw Jones y Jan Strupczewski; Traducido por la Mesa de Santiago; Editado por Iciar Reinlein) REUTERS CAN

 
Los ministros de Finanzas de la Unión Europea acordaron el jueves que el Banco Central Europeo supervisará a los bancos de la zona euro, una medida diseñada para respaldar a la moneda única del bloque y su sistema financiero. En la imagen, el ministro español de Finanzas, Luis de Guindos, habla con la ministra austriaca de Finanzas, Maria Fekter durante una reunión de ministros de Finanzas en Bruselas, el 12 de diciembre de 2012. REUTERS/François Lenoir