El Partido de Berlusconi dice que no sumirá a Italia en el caos

viernes 7 de diciembre de 2012 18:54 CET
 

ROMA (Reuters) - El partido de centroderecha de Silvio Berlusconi prometió el viernes no causar una crisis que podría alarmar a los mercados financieros, mientras Italia se prepara para unas elecciones en los primeros meses de 2013.

El secretario del Partido de la Libertad (PDL), Angelino Alfano, dijo al Parlamento que al retirarle el apoyo al primer ministro Mario Monti en dos mociones de confianza el jueves ha mostrado su desaprobación sin hacer caer al Gobierno.

"Ayer no otorgamos un voto de confianza porque consideramos que la experiencia del Gobierno de Monti debe llegar a su fin pero no queremos generar caos en las instituciones y el país", dijo Alfano.

Pier Luigi Bersani, presidente del Partido Democrático de centroizquierda, que lidera las encuestas de opinión, dijo que su grupo continuará apoyando a Monti.

Tras varias semanas de relativa calma, en las que la confianza del mercado mejoró y bajaron los costes de financiación de Roma, los inversores volvieron a acusar los problemas políticos de Italia, aunque las reacciones no han sido extremas.

El diferencial entre los rendimientos de los bonos italianos a 10 años y los alemanes de ese plazo considerados menos riesgosos se amplió a 326 puntos básicos el viernes, aunque está lejos del máximo de 553 puntos en el peor momento de la crisis del año pasado.

"A estas alturas, las elecciones anticipadas no cambian nada para los mercados financieros", dijeron analistas de Barclays Capital, añadiendo que el surgimiento de un Gobierno estable después de las elecciones posiblemente será clave para dar seguridad a los inversores.

Tras cambiar de opinión en varias ocasiones durante las últimas semanas, Berlusconi indicó el miércoles que posiblemente aspire a una quinta legislatura como primer ministro y encabece a su dividido partido en las elecciones, que se espera se realicen a principios de marzo.

El presidente Giorgio Napolitano, responsable de convocar las elecciones que deben llevarse a cabo hasta abril, afirmó el jueves que no pretende que el Gobierno de Monti termine en un caos y que asegurará la estabilidad de las instituciones italianas.

Dos encuestas de opinión publicadas el viernes mostraron que el Partido Democrático ha aumentado la ventaja sobre sus rivales políticos.

/Por Paolo Biondi/

 
El partido de centroderecha de Silvio Berlusconi prometió el viernes no causar una crisis que podría alarmar a los mercados financieros, mientras Italia se prepara para unas elecciones en los primeros meses de 2013. En la imagen, el secretario del Partido Pueblo de la Libertad, Angelino Alfano, habla en el Congreso de los Diputados de Roma, el 7 de diciembre de 2012. REUTERS/Tony Gentile