Eurozona y FMI buscan un acuerdo sobre la deuda griega sin una quita

lunes 26 de noviembre de 2012 15:32 CET
 

BRUSELAS (Reuters) - Los ministros de Finanzas de la eurozona y el Fondo Monetario Internacional comenzaron el lunes su tercer intento en el mismo número de semanas para descongelar el segundo paquete de rescate a Grecia, y los políticos dijeron que una quita de la deuda griega está por ahora fuera de la mesa.

El ministro griego de Finanzas, Yannis Stournaras, expresó su confianza en que los ministros alcanzarían finalmente un acuerdo después de que Grecia hubiera cumplido su parte del acuerdo poniendo en marcha duras medidas de austeridad y reformas económicas.

"Estoy seguro de que encontraremos una solución recíprocamente beneficiosa hoy", dijo a su llegada a lo que parecía ser otra reunión maratoniana.

Grecia, donde la crisis de deuda de la eurozona estalló a finales de 2009, es el país de la eurozona más endeudado, a pesar de una gran recompra este año de los bonos en manos privadas. Su economía se ha hundido casi un 25 por ciento en cinco años.

El comisario de Asuntos Económicos y Monetarios de la UE, Olli Rehn, dijo que era vital desembolsar el próximo tramo de ayuda de 31.000 millones de euros "para finalizar la incertidumbre que todavía pende sobre Grecia". Instó a todas las partes a "recorrer los últimos centímetros porque estamos muy cerca de un acuerdo".

Grecia ha cumplido las condiciones de los prestamistas internacionales y "ahora es el momento del reparto para el eurogrupo y el FMI", dijo Rehn.

Los ministros de la eurozona y sus equipos han celebrado numerosas reuniones y conferencias telefónicas en las últimas dos semanas para decidir cómo la deuda griega, que se cree alcanzará casi el 190 por ciento del PIB el año que viene, podría reducirse a un más sostenible 120 por ciento en 8 ó 10 años.

Sin acuerdo sobre cómo reducir la deuda, el FMI ha retenido los pagos a Atenas porque no hay garantías de cuándo finalizará la necesidad de una financiación de emergencia.

La cuestión clave es si la deuda griega puede hacerse sostenible sin que la eurozona haga una quita de parte de los préstamos a Atenas.   Continuación...

 
Los ministros de Finanzas de la eurozona y el Fondo Monetario Internacional intentarán descongelar el lunes el segundo paquete de rescate a Grecia, pero primero tienen que ponerse de acuerdo sobre si parte de los préstamos oficiales a Atenas podrían terminar perdonándose para reducir la deuda griega. En esta imagen de archivo, el primer ministro griego, Antonis Samaras, en una rueda de prensa tras la segunda sesión de una cumbre de líderes europeos en Bruselas, el 19 de octubre de 2012. REUTERS/Christian Hartmann