El drama del "abismo fiscal", en el centro de la escena en Washington

martes 13 de noviembre de 2012 18:55 CET
 

WASHINGTON (Reuters) - Los legisladores estadounidenses que deben resolver el problema del "abismo fiscal" se reunieron el martes en Washington por primera vez desde las elecciones de la semana pasada, preparando el escenario para una semana de negociaciones y reposicionamiento retórico.

El Congreso volvió a reunirse tras el parón por las elecciones del 6 de noviembre, con el líder republicano del Senado Mitch McConnell y su homólogo de la Cámara de Representantes, la demócrata Nancy Pelosi, listos para mantener reuniones con legisladores de sus respectivos partidos.

Lo más importante de la agenda en el Congreso es lidiar con una serie de medidas sobre gastos e impuestos que entran en vigor por defecto el año que viene y podrían hundir a la economía en una nueva recesión.

En la Casa Blanca, el presidente Barack Obama recibirá a grupos liberales y laborales que se espera que pidan protección a los programas sociales frente a las demandas republicanas de cambios.

Los líderes empresariales se reunieron en la Cámara de Comercio, el mayor grupo de cabildeo del país, discutir el "abismo fiscal", que tiene en vilo a los mercados mundiales, en parte por los temores de que el Congreso y Obama no logren impedir que la economía entre en recesión.

Una encuesta a pequeños empresarios mostró el martes esperanzas de alzas en las ventas, pero con una extendida incertidumbre respecto a las condiciones para hacer negocios en los próximos seis meses.

"Estamos a tres semanas de negociaciones serias sobre el abismo fiscal", dijo Greg Valliere, jefe de estrategia política del Potomac Research Group, una compañía de análisis político de Washington.

A finales del 2012 expirarán una serie de medidas impositivas "temporales" puestas en marcha hace una década en el gobierno del presidente George W. Bush. Si el Congreso no hace nada, los impuestos a los ingresos individuales se elevarán con fuerza. Esta es una faceta clave del "abismo fiscal".

Otro elemento clave son los profundos recortes en los programas federales que entrarán en vigor en enero si el Congreso no actúa. Los legisladores temen que los recortes puedan devastar la economía y muchos trabajan en el tema.   Continuación...

 
Los legisladores estadounidenses que deben resolver el problema del "abismo fiscal" se reunieron el martes en Washington por primera vez desde las elecciones de la semana pasada, preparando el escenario para una semana de negociaciones y reposicionamiento retórico. En la imagen, la cúpula del Capitolio en Washington, el 9 de noviembre de 2012. REUTERS/Larry Downing