Los hermanos Berlusconi, hostigados por el fichaje de Balotelli

miércoles 6 de febrero de 2013 22:01 CET
 

ROMA (Reuters) - Silvio Berlusconi y a su hermano Paolo están viendo como les llueven las críticas tras la llegada del inconformista delantero italiano Mario Balotelli al AC Milan, mientras uno recibe acusaciones de racismo y otro de ficharlo sólo para ganar votos en las elecciones presidenciales de este mes.

Paolo Berlusconi, vicepresidente del AC Milan, fue vapuleado en los medios sociales tras llamar al ex delantero del Manchester City Balotelli el "pequeño chico negro de la familia".

Un vídeo con sus comentarios, grabado el domingo tras un acto político, se volvió viral en Internet tras ser subido a varias páginas webs, incluyendo Tuttosport (www.tuttosport.com).

"Y ahora, vamos y veamos al pequeño chico negro de la familia, la cabeza loca", dijo Paolo Berlusconi en el vídeo.

Un portavoz del club de la Serie A dijo el miércoles que no haría comentarios sobre el vídeo, que fue grabado el día en el que Balotelli realizó su debut con el AC Milan tras llegar traspasado desde el Machester City inglés el mes pasado.

Las críticas contra los comentarios de Paolo Berlusconi llegaron después de que un medio extranjero empezará a escribir sobre el vídeo, que había sido recibido con una escasa atención por la prensa italiana en los últimos días.

"Balotelli vuelve a Italia dos minutos y ya hay comentarios racistas dirigidos hacia él. ¿Por qué los jugadores negros siguen jugando en Italia?", tuiteó una persona.

Otros tuits tacharon a las palabras de Paolo Berlusconi de "atroces", "brutas" y "estúpidas".

Balotelli, que jugó tres días después de abandonar el City, marcó el domingo los dos goles del Milan en la victoria por 2-1 en casa contra el Udinese.   Continuación...

 
ilvio Berlusconi y a su hermano Paolo están viendo como les llueven las críticas tras la llegada del inconformista delantero italiano Mario Balotelli al AC Milan, mientras uno recibe acusaciones de racismo y otro de ficharlo sólo para ganar votos en las elecciones presidenciales de este mes. En la imagen, Balotelli celebra en San Siro un gol ante el Udinese, el 3 de febrero de 2013. REUTERS/Giorgio Perottino