14 de enero de 2013 / 17:58 / en 5 años

PREVIA-El fútbol, la mejor terapia para el Barça de Vilanova

Cuando el Barcelona ascendió al poco conocido Tito Vilanova para sustituir a Pep Guardiola, el entrenador con más éxitos en la historia del club, pocos esperaban que rompiese los récords de su predecesor en solo seis meses en el cargo. Imagen de Vilanova durante el partido de Liga contra el Málaga disputado el 13 de enero en La Rosaleda.Marcelo del Pozo

MADRID (Reuters) - Cuando el Barcelona ascendió al poco conocido Tito Vilanova para sustituir a Pep Guardiola, el entrenador con más éxitos en la historia del club, pocos esperaban que rompiese los récords de su predecesor en solo seis meses en el cargo.

Una victoria por 3-1 ante el Málaga el domingo cerró la mejor primera vuelta de la Liga con 55 de 57 puntos posibles, superando el registro de 52 puntos obtenido por Guardiola en el mismo periodo de hace dos años.

El Barça, actual campeón de la Copa del Rey, volverá a la acción el miércoles en el Camp Nou de nuevo contra el Málaga en el partido de ida de cuartos de final de la competición eliminatoria, cuando Vilanova, que está luchando contra un cáncer, podría acercarse un paso más a su primer título.

Guardiola amasó 14 títulos de 19 posibles antes de dejar el banquillo azulgrana el pasado mayo y Vilanova, que perdió la Supercopa de España ante el Real Madrid al principio de la temporada, tiene los ojos puestos en la final del 18 de mayo.

Muchos medios locales ya dan al Barça como campeón de Liga por su ventaja de 11 puntos sobre el segundo en la competición, el Atlético de Madrid, y de 18 sobre el actual campeón el Real Madrid, pero Vilanova fue prudente el domingo.

"La Liga no está ganada. Soy mucho de matemáticas", dijo tras el partido del Málaga.

"Sería difícil repetir una segunda vuelta como la primera. Tendremos Champions (y) si tenemos suerte de seguir avanzando, tendremos Copa. Sabemos que no somos invencibles. Si reducimos la intensidad, perderemos partidos".

Vilanova fue ayudante de Guardiola y sigue siendo uno de sus íntimos amigos, pero su temprano éxito ha sido más impresionante todavía considerando que al principio de la temporada se vio obligado a recomponer su defensa constantemente.

Una serie de lesiones en la zaga, que incluyó las bajas de los centrales titulares Carles Puyol y Gerard Piqué por dos meses cada uno, probó su habilidad mientras parece haber resuelto el problema de cómo incluir a Cesc Fàbregas en el equipo.

El ex capitán del Arsenal fue ignorado por Guardiola en varios partidos clave hacia el final de la temporada pasada, pero ahora se ha convertido en un habitual en el centro del campo, junto con Xavi, Andrés Iniesta y Sergio Busquets.

Guardiola tenía una relación especial con el Balón de Oro de la FIFA Lionel Messi, que estuvo demasiado triste para acudir a la rueda de prensa de despedida de su ex jefe, pero el cambio de entrenador no ha afectado al increíble ritmo goleador del argentino.

LO NEGATIVO

Lo único negativo para Vilanova hasta ahora ha sido la necesidad de someterse a una nueva operación de garganta, después de que ya se le retirase un tumor en la glándula parótida en noviembre de 2011.

El técnico de 44 años combinará su tratamiento de quimioterapia y radioterapia con su trabajo después de su segunda operación del mes pasado, pero está dispuesto a luchar contra su enfermedad.

"Estoy bien y puedo trabajar", dijo. "En mi caso, me encanta el fútbol, estar con los jugadores, golpear el balón y entrenar. No hay mejor terapia".

"Quiero que se me valore por mi trabajo, no por mi enfermedad".

A pesar del marcador del domingo, el Málaga, que también se ha clasificado para octavos de final de la Liga de Campeones, dio un buena imagen en la Rosaleda y sigue siendo un rival peligroso.

"No creo que este partido marque la eliminatoria de Copa", dijo Vilanova. "Nosotros probablemente usaremos jugadores distintos y ellos también. Cada duelo es único".

El ganador de la eliminatoria se medirá en la próxima ronda bien con el Madrid - ganador de 2011 - o con el Valencia. Ambos se verán las caras en tres ocasiones en la próxima semana y media, incluyendo el partido de Liga en Mestalla del próximo fin de semana.

El equipo vacilante de Jose Mourinho recibe el duelo de ida de cuartos de final el martes tras una racha de solo dos victorias en los seis últimos partidos en todas las competiciones, pero podrán contar con su máximo goleador Cristiano Ronaldo tras un partido de sanción.

Un Valencia en recuperación con su nuevo entrenador Ernesto Valverde ha ganado siete de sus últimos ocho encuentros en todas las competiciones.

En la otra mitad del cuadro, Atlético de Madrid y Betis se medirán el jueves en un atractivo choque en el Calderón.

En el último emparejamiento, el campeón de Copa de 2010, el Sevilla, visitará al Zaragoza el miércoles. Los partidos de vuelta se disputarán la próxima semana.

/Por Mark Elkington/

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below