PREVIA-El Málaga aspira a mantener la racha en la Champions

lunes 5 de noviembre de 2012 12:38 CET
 

MILÁN, Italia (Reuters) - AC Milan y Málaga, que se enfrentan el martes en Liga de Campeones, están llevando a cabo una recuperación sorprendentemente buena tras pasar una etapa turbulenta que vio partir a algunos de sus mejores jugadores al finalizar la temporada pasada.

Ambos equipos comenzaron la campaña en medio de mucho escepticismo pero parecen haber superado la peor parte del proceso de reconstrucción.

El Málaga, que tiene cinco puntos más que el Milan y encabeza el Grupo C, ha impresionado en su primera campaña en Liga de Campeones y llega a San Siro con nueve puntos, los máximos posibles, y sin haber encajado ningún gol.

Su rendimiento en la Liga apenas se ha visto afectado ya que está a dos puntos del Real Madrid, el tercer clasificado.

Todo está muy lejos de la incertidumbre de la temporada de fichajes cuando varios medios informaron de que el propietario del club, el jeque qatarí Abdulá Bin Nassar Al Thani, quería vender el equipo, algunos de los mejores jugadores se marcharon y los que se quedaron no recibían puntualmente sus nóminas.

Al Thani hizo saber finalmente que no pretendía marcharse y el club anunció que iba a atravesar un proceso de "reestructuración interna" para asegurar su viabilidad financiera.

No obstante, el sábado sufrieron un revés al perder 2-1 en casa ante el Rayo Vallecano.

"Esperamos que haya sido sólo un partido", dijo el entrenador Manuel Pellegrini en la web del club (www.malagacf.com).

"Son tres puntos en casa más importantes que los que vamos a jugar el martes en Milán. Todos los años se pierde un partido así y esperamos que lo recuperemos fuera".   Continuación...

 
AC Milan y Málaga, que se enfrentan el martes en Liga de Campeones, están llevando a cabo una recuperación sorprendentemente buena tras pasar una etapa turbulenta que vio partir a algunos de sus mejores jugadores al finalizar la temporada pasada. En la imagen, de 24 de octubre, el jugador del Málaga Joaquín Sánchez celebra el gol que dio la victoria a su equipo frente al AC Milan en Liga de Campeones. REUTERS/Marcelo del Pozo